Comunicación

Ana Mato utiliza la Violencia de Género para premiar a los medios más fieles al Gobierno

'La Razón' y 'La Gaceta', los dos periódicos menos leídos, recibieron entre 18 y 27 veces más publicidad de Sanidad que 'El País', el más leído; la táctica se repite en las emisoras de radio y prensa digital

0
Jue, 5 Sep 2013

La ministra de Sanidad, Ana Mato y el director de La Razón, Francisco Marhuenda.



Del 5 al 15 de diciembre del pasado año, diferentes medios de comunicación acogieron una campaña contra la Violencia de Género titulada "Hay salida". Fueron sólo diez días, aunque la capacidad de impacto no se vio sólo influida por el breve espacio de tiempo, sino por otros factores como la línea ideológica de cada medio. Y es que el Ministerio de Sanidad que dirige Ana Mato repartió la campaña basándose en la afinidad a las políticas del Gobierno en lugar de usar la audiencia como baremo, como queda claro en el Plan de Medios que solicitó el PSOE y al que ha tenido acceso ELPLURAL.COM (Consulte el Plan de Medios de Sanidad). Así, por ejemplo, periódicos como La Gaceta o La Razón recibieron ingentes cantidades de fondos en comparación con El País o 20 Minutos, medios que tienen entre siete y 18 veces más lectores que los anteriormente mencionados.

De hecho, El País y 20 Minutos, los dos periódicos escritos con más audiencia, fueron los que menos fondos recibieron, 33.889 y 11,116 euros respectivamente. Mientras que el diario que dirige Francisco Marhuenda, "amigo" confeso de Mariano Rajoy, se embolsó 73.103 euros.

La Gaceta y La Razón, los más beneficiados
Las comparaciones son odiosas, pero en ocasiones necesarias. La Gaceta, con unos escasos 75.000 lectores, recibió 36.543 euros, lo que arroja una media de 487 euros por cada 1.000 lectores. La Razón , con 268.000 lectores, cobró 73.103 euros, es decir, 272,77 euros por cada 1.000 lectores.Y ABC, otro fiel paladín mediático del Gobierno, recibió 57.351 euros, un total de 99,40 por cada 1.000 lectores. Estos tres son los periódicos escritos de tirada nacional con menos lectores, pero sin embargo son los más beneficiados por Ana Mato.

Tabla con la publicidad de Sanidad concedida a la prensa escrita.



Castigo a los más leídos
La situación es radicalmente diferente si el ranking de periódicos se mira por arriba. El Mundo, el tercero más leído con 1.150.000 lectores, recibió 53.578 euros, o 46,59 euros por cada mil lectores. Su rival, El País, que es el de mayor tirada con 1.851.000 lectores, recibió 33.889 euros, es decir, 18,31 euros por cada 1.000 lectores. Y peor le fue al gratuito 20 Minutos, segundo del podio con 1.394.000 lectores, que se llevó una partida de 11.116 euros, o unos miserables 8 euros por cada 1.000 lectores.

Marhuenda, el doble que El País
Como ha destacado la diputada socialista Ángeles Álvarez en rueda de prensa, esto supone que un periódico como La Gaceta, del grupo Intereconomía, recibió una partida más de tres veces superior a la de  20 Minutos, a pesar de que este último medio tiene 18,5 veces más lectores. Al diario de Intereconomía también le contrataron más inserciones publicitarias que a El País. Y en el caso de La Razón, que tiene siete veces menos lectores que el diario de PRISA, se le dio 73.103, más del doble de lo que recibió El País.

Historias de la radio
En el ámbito radiofónico, la historia se repite. La Cadena SER, del grupo PRISA, es la emisora más escuchada, con 4.829.000 seguidores, pero sólo se le contrataron inserciones por valor de 11.205 euros, lo que supone 2,34 euros por cada 1.000 oyentes. Sin embargo, su inmediata competidora, con la casi la mitad de oyentes, Onda Cero -del mismo grupo editorial que La Razón, recibió 43.784 euros, o 24,7 euros por cada 1.000 seguidores. La radio de los obispos, la COPE, se embolsó 41.079 euros. Teniendo en cuenta que roza los 2 millones de oyentes, eso supone 15,09 euros por cada 1.000. Pero en términos estadísticos la más beneficiada vuelve a ser la filial radiofónica de Intereconomía, que con sólo 127.000 oyentes recibió 3.590 euros, o 28,27 euros por cada 1.000 seguidores.

Reparto publicitario de la campaña "Hay salida" en las emisoras de radio.



Premiando a los fieles
El mismo sesgo ideológico puede verse en lo que se refiere a la difusión de la campaña en Internet. Más allá de las inserciones en las versiones digitales de los grandes medios, puede observarse que los portales fieles a la derecha recibieron su parte. Así pasó con El Confidencial (1.331 euros), El Confidencial Digital (1.210 euros), Periodista Digital (1.815 euros), Libertad Digital (2.420 euros), El Semanal Digital (1.815 euros) o Intereconomía (2.105 euros). Un reparto que nada tiene que ver con las audiencias y, por supuesto, en el que no hay ni rastro de medios progresistas como ELPLURAL.COM, Eldiario.es, Publico.es, Elboletin.com, o Larepublica.es.

"Disparatado y deshonesto"
Álvarez ha tildado este reparto de "disparatado y deshonesto con las víctimas" y en lo que se refiere a su partido, el PSOE pedirá que Ana Mato comparezca en el Congreso para explicar "que perseguía este reparto de inserciones y dinero", ya que consideran que "el objetivo no era llegar a la mayoría de la población". También reclamarán al Ministerio de Sanidad todos sus planes de medios para someterlos al mismo análisis y exigirán al Gobierno que haga sus campañas "con criterios objetivos de audiencia".
 

Marcos Paradinas es redactor jefe en ELPLURAL.COM