[[{"type":"media","view_mode":"media_large","fid":"29623","attributes":{"class":"media-image size-full wp-image-273647","typeof":"foaf:Image","style":"","width":"640","height":"369","alt":"El alcalde de Valmojado, Jes\u00fas Agudo (2d) y el presidente de la Diputaci\u00f3n de Toledo (1d), Arturo Garc\u00eda-Tiz\u00f3n."}}]] El alcalde de Valmojado, Jesús Agudo (2d) y el presidente de la Diputación de Toledo (1d), Arturo García-Tizón. VALMOJADO.COM



La misma plaza de toros portátil, parecidos novilleros, idéntica becerrada y encierros, UVI móvil y quirófano, reses... En fin, toda la parafernalia que conlleva el montaje de un festejo taurino de tercera categoría puede variar, y de qué forma, si los organizadores se llaman “Gestión de Espectáculos Toledo” u “Organizaciones Taurinas”, o los promotores son un alcalde del PSOE y otro del PP, eso sí, del mismo pueblo, pero en fechas distintas. El caso es que la fiesta organizada por el regidor socialista, Arturo González, le supuso al Ayuntamiento toledano de Valmojado que presidía en 2010 una inversión de 18.000 euros (ver contrato); tres años después, su sucesor en el cargo, el popular Jesús Agudo, desembolsó 57,255,8 euros (IVA incluido) por análoga movida taurina, con el agravante de que en 2013 los salarios de los novilleros, el precio de las reses y el montaje de la pantomima de Cúchares había caído sensiblemente en el mercado cornúpeta. ¿Cómo se explica, entonces, que el alcalde del PP pagara casi 40.000 euros más que su antecesor del PSOE por lo mismo? La respuesta, hoy, martes, a las 100:30 horas en los juzgados de Illescas.

Denuncia socialista
Eso mismo se preguntó también el Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Valmojado. Interrogante que tuvo fácil respuesta: acudir a los tribunales y poner en conocimiento del juez lo que ellos entendían como un presunto delito de malversación, prevaricación y fraude (ver denuncia). Denuncia que el Juzgado de 1ª Instancia e Instrucción nº 3 de Illescas admitió a trámite y decidió abrir diligencias contra el alcalde del PP sagreño, que este martes acude a declarar como imputado y que, según fuentes letradas consultadas por este periódico, “lo tiene, francamente, muy crudo, ya que las pruebas son contundentes” (ver imputación).

El correo electrónico les delata
Y razón no le falta a este abogado. ELPLURAL.COM tiene en su poder toda la documentación que acredita los supuestos delitos, así como un correo electrónico, enviado al Ayuntamiento de Valmojado por uno de los socios de “Gestión Espectáculos Toledo”, y que obra también en poder del juez illescano, donde el remitente dice textualmente: “Según conversación telefónica, le adjunto los tres presupuestos separados (ver e-mail)”. O lo que es lo mismo, la empresa se presta a fraccionar, a trocear, el contrato para que así “pueda quedar todo más claro”, añaden en el citado envío.

El fraccionamiento de contratos está prohibido
Un documento, sin lugar a dudas, que supone una prueba irrefutable de las formas de actuar del alcalde Jesús Agudo, un político de amplia experiencia y que conoce la ley de Régimen Local al dedillo, según recogen los socialistas en su denuncia. De ahí que le recuerden, además de aportar las concesiones municipales fraccionadas (páginas de la denuncia 8,9,10 y 11), la prohibición de trocear el mismo contrato para no superar los 18.000 euros de concesión directa que permite la Ley de Bases de Régimen Local.

Empresa amiga y afín al PP de García-Tizón
Y es que la maniobra taurina del regidor del PP de Valmojado canta tanto como “Paquito el chocolatero”. No hay nada más que ir a la relación de administradores de la empresa “Gestión de Espectáculos Toledo S.L.” para comprobar como dos de los cuatro que forman parte de la misma se nutren de la nómina de asesores del pluriempleado presidente de la Diputación, Arturo García-Tizón, que cuenta con hasta 15 personas a su servicio, entre ellos los dos “toreros-propietarios” de esta empresa, que este verano de “la recuperación” han logrado facturar decenas de miles de euros a plazas regidas, cómo no, por el Partido Popular presidido por María Dolores Cospedal. Pero esto es otro capítulo aparte.