Los lectores más veteranos recordaran la primera vez que desde www.losgenoveses.net  publicamos una biografía no oficial de Carlos Lesmes Serrano, a la sazón entonces y también ahora Presidente del Consejo General del Poder Judicial y Presidente del Tribunal Supremo.

Han pasado 4 años y 3 meses. No es mucho tiempo dirán con razón algunos lectores. Pero también es seguro que en cualquier otro país con una clara línea de separación de los poderes del Estado no sería necesario poner al día su biografía porque lo más probable es que haría tiempo que Lesmes habría dimitido por no respetar precisamente esa separación de poderes y por formar parte de un entramado judicial de obediencia genovesa que está impidiendo que los jueces y magistrados encargados de juzgar los casos de corrupción que afectan al PP puedan ejercer sin cortapisas su independencia. 

Y es que como hemos venido informando, denunciando y documentando, de un tiempo a esta parte, desde Génova, 13  y desde Moncloa antes de salir Rajoy por la puerta trasera, se ha lanzado una ofensiva sin precedentes para controlar y en algunos casos reforzar su presencia en el poder judicial. Han entrado hasta el fondo en la Sala II del Tribunal Supremo con un Presidente Portero, Manuel Marchena, que les ha abierto las puertas de par en par. Han situado al frente de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, a Concepción Espejel, una magistrada recusada por sus entusiastas complicidades con el Partido que la ha catapultado hasta lugares que ni por curriculum ni capacidad jamás hubiera podido imaginar. A Enrique López, un juez que tras su lamentable episodio callejero envuelto en litros de alcohol, ha sido llevado a hombros para estrenar una discutible e inapreciable Sala de Apelaciones en la Audiencia Nacional. Intentaron también reubicar  a Manuel Moix como Fiscal jefe Anticorrupción y así poder desactivar el trabajo de anónimos fiscales que estaban cuestionando con su trabajo los cimientos genoveses que durante años han sustentando la corrupción. Sus propias mentiras le obligaron a dimitir. Y finalmente, han ido reubicando en otros muchos puestos de la carrera judicial, incluidos la mayor parte de las presidencias de los Tribunales Superiores de Justicia, a colegas de lealtad acreditada.

Y todo ello bajo la atenta mirada y su visto bueno de nuestro protagonista  el Presidente del CGPJ y Presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes. Desde su primera biografía no oficial hasta la que hoy os vamos a presentar hemos introducido algunas mejoras y datos de interés que pueden ayudar a entender la importancia que para el Estado Mayor genovés tiene este juez de traje gris y de mirada altiva que ocupa el quinto puesto entre los + plus de la autoridades del Estado. Vamos a ello.

La familia, estudios y misa diaria

De entrada seguimos dando por bueno que nació en Madrid el 10 de junio de 1958. Como cuenta las crónicas de sociedad, en Diciembre de 1983 se casó en la iglesia de San Francisco de Borja de la capital del Reino con la señorita María Altagracia ( Marieta) Mansilla Lesmes y que ofició el enlace el Padre Matos, SJ. El joven novio acababa de lograr plaza como Fiscal y todo un futuro profesional se le abría por delante. 

Su padre Antonio Lesmes Verde, fallecido en Madrid en el 2002, era médico y estuvo casado con Sara Serrano Montero. De ese matrimonio nació Carlos y sus tres hermanos. Estudió en el colegio salesiano Maravillas. Se licenció en Derecho por la Autónoma de Madrid. Y hete aquí que durante esa época se encontró con otro joven tan de derechas como el, incluso aún más soberbio: Alberto Ruiz-Gallardón, ambos preparando las oposiciones para fiscal.

Carlos y Marieta, profesional de la enfermería, son padres de 5 hijos. Una de ellas Conchita está casada con Javier Sáenz de Santa María Valin nieto del teniente general José Antonio Sáenz de Santa María fallecido en agosto de 2003.

Como suele ser habitual dentro del escalafón, también Lesmes es un jurista de “profundas convicciones religiosas católicas, apostólicas y romanas” que le llevan a estar de cuerpo presente y participar diariamente en una misa rodeado de colaboradores homologados por el Vaticano o por delegación de la Conferencia Episcopal.

Trayectoria profesional : fiscal, magistrado y Alto Cargo genovés

Desde su boda en la iglesia de San Francisco de Borja de Madrid ha ejercido 10 años de fiscal, 8 en servicios especiales como Alto Cargo de los gobiernos de Aznar y 12 años de magistrado. Es decir, 32 años cotizando a clases pasivas. En estos momentos, según el escalafón general de la carrera judicial publicado el 24 de abril del 2018 en el BOE ocupa un discretisimo número 52. Ni uno más ni uno menos.

Sobre sus 8 largos años de colaboración con todos los ministros de Justicia que se sentaron en el Consejo de Ministros presidido por el hoy ex Presidente del Gobierno , José María Aznar consta que fue Margarita Mariscal de Gante, hoy consejera en el Tribunal de Cuentas y entonces Ministra la que perpetró con su firma el Real Decreto del 24 de mayo de 1996 por el que pasó a ser Director General de la Oficina de la Objeción de Conciencia. Tras 4 años de ir y venir en su coche oficial sustituyó a Juan Ignacio Zoido, ex Ministro del Interior del gobierno de Mariano Rajoy, al frente de la Dirección General de Relaciones con la Administración de Justicia. Allí aguantó algo más de 4 años viendo pasar a su mentor Ángel Acebes       (hoy procesado por el Canso Bankia e investigado por la reapertura de la Caja B del PP)  y a su sustituto José María Michavila , siendo cesado finalmente el 23 de abril del 2004 por el ministro socialista Juan Fernando López Aguilar

A partir de su vuelta a la toga hasta su nombramiento como Presidente del CGPJ y Tribunal Supremo, Lesmes ha centrado básicamente sus actividades en participar en sentencias variopintas, dar conferencias, cursos y cursillos, más o menos retribuidos y conciliables con el horario de oficina y de paso, como quien no quiere la cosa, asistir como coordinador o participante según se ha publicado, al menos, a 16 cursos organizados por FAES, la fundación genovesa de cabecera, entre los años 2003 y 2010.

Es decir, como algunos compañeros de toga e ideología militante conservadora, mientras firmaba sentencias sacaba unas horas de su apretada agenda para acercarse a inyectarse en vena las reformas que principalmente sobre el área de la justicia y sus alrededores se planificaban en los debates de la ultraconservadora FAES. Reformas que como la laboral, han sido fielmente llevadas a la practica tras regresar los genoveses al Gobierno de la mano de Rajoy. Todo queda en casa.

Sobre sus sentencias en hora de oficina, nada que llame la atención excepción hecha de su entusiasta defensa como ponente para que Sortu fuera ilegalizado y que acabaría siendo anulada por el Constitucional y su no menos defensa apasionada en solitario para que fuera indultado el kamikaze de Valencia, asunto que afectaba casualmente al hijo del ex ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón

1.780 días de Presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo

Pero sin duda, su nombre brilla con luz propia desde que fue elegido en Diciembre del 2013 séptimo Presidente del CGPJ. Desde entonces no ha parado de manifestar, practicar y ejercitar sus inquietudes conservadoras, algunas por lo bajini y otras a través del BOE.

Valgan como muestra de esta actividad las siguientes:

1. Su obsesión obsesiva por rodearse de fieles consejeros, tan genoveses como el que más, que se han blindado en los órganos de gobierno del Consejo. Este es el caso de su Jefa de gabinete, la fiscal en servicios especiales Ana Murillo Tapia casada con otro poder del Estado con rango de Abogado del Estado, Vicepresidente del Banco Santander España y Director General Comunicación, Marketing Corporativo y Estudios: Juan Manuel Cendoya Méndez de Vigo.

A esta primera línea de colaboradores entusiastas se añaden sus fieles escuderos que van rotando y cobrando por la Comisión Permanente del CGPJ que salvo alguna excepción muy excepcional, son más Lesmistas que el propio Lesmes. Fuera de esta Comisión, brilla con luz propia el juez Martínez Tristán que preside su club de fans. Los miembros de la Permanente con datos del 2017 cobran 114.506,12 € brutos anuales (más trienios) y son trasladados sin oponer resistencia en coche oficial de alta gama.

2. Nombramientos a diestro y nunca a siniestro de jueces y magistrados para ocupar puestos claves en la carrera judicial. Como ya hemos dicho durante los 1780 días que ejerce de Presidente no ha parado de favorecer con su voto y con la mayoría absoluta y absolutista que le acompaña nombramientos conservadores aunque para ello haya tenido que forzar situaciones como la del Presidente del Tribunal Superior de Justicia de Murcia. 

Para no agotar el muestrario vamos algunos de ellos que además son amigos personales de su promotor. En concreto : Luis Díez Picazo (Presidente de la Sala III del Tribunal Supremo y responsable directo junto a Lesmes del lío judicial y del desprestigio que ha sometido al Alto Tribunal al rebufo de su posición con respecto a los gastos de las hipotecas) ;  Fernando Román, ex Secretario de Estado de justicia bajo el mandato del Ministro de Justicia Alberto Ruiz Gallardón

Y aunque no sean de su circulo más intimo y personalizado, sin duda, los nombramientos que se han ido perpetrando con los últimos magistrados en varias Salas del Tribunal Supremo  y en la Audiencia Nacional su participación ha sido todo menos neutral e independiente. A los ya señalados Manuel Marchena (Presidente Sala II)Concepción Espejel (Presidenta Sala de lo Penal de la AN) Enrique López          (Sala de Apelaciones de la AN) hay que ir sumando a Javier Borrego Borrego (Sala III del Supremo, tan conservador como Aznar y tan obsesionado como el con los independentistas catalanes. Ex Juez del Tribunal Europeo de Derechos Humanos a propuesta del último gobierno de Aznar); Pablo Llarena Conde ( Sala II TS. Ex Presidente de la Asociación Profesional de la Magistratura); Vicente Magro Servet( Sala II TS, ex senador del PP por Alicante).

3. Fiel a sus convicciones religiosas no ha tenido reparo alguno, fusionando para ello la separación de poderes, de ponerse al frente de una nutrida Delegación oficial , eso sí, a gastos pagados, para trasladarse a la ciudad del Vaticano y vitorear el nombramiento de 19 nuevos cardenales, entre ellos. Fernando Sebastián, más conocido por sus declaraciones homófobas y contrarias a los derechos de la mujer que por su labor a favor de los más débiles. Se dice con razón que la delegación encabezada por Lesmes no cabía en un microbús. Le acompañaban el entonces embajador de España ante la Santa Sede, el opusdino Eduardo Gutiérrez Sáenz de Buruaga; el no menos ultra católico, apostólico ,romano, Barón, ex Secretario de Estado para la Unión Europea y ex Ministro, Iñigo Méndez de Vigo; También se dejaron caer, sin tocarle ni el reintegro, otro entonces secretario de Estado, el de Seguridad, Francisco Martínez Vázquez; y el ex vicepresidente del Parlamento Europeo y ultra por convicción , Jaime Mayor Oreja. 

4. Ha logrado en un tiempo record poner de acuerdo a todas las asociaciones judiciales para que manifiesten públicamente sus criticas a su gestión. Desde la conservadora Asociación Profesional de la Magistratura hasta la progresista Jueces por la Democracia. 

5. Se han hecho famosas algunas de sus epístolas que han ido cuestionadas por sus tintes machista. 

Bienes y rentas

Para que no digan que nos pierde la pasión vamos acabando con un reconocimiento. Nos referimos a los avances que en el apartado “transparencia“ durante su mandato se han producido. Gracias a esos avances hoy podemos conocer lo que en otros muchos ámbitos de los poderes del Estado siguen siendo materia reservada. Aquí por ejemplo se puede consultar sus declaración de bienes y rentas que aunque continúan sin actualizarse, al menos, dan una idea de que estamos hablando. Estos son sus datos básicos:

Retribuciones 2017:

Sueldo (14 mensualidades): 26.980,24
Otras remuneraciones (12 mensualidades): 105.788,88
Total Anual: 132.769,12 ( incluye 14 Trienios).

Declaración de bienes:

Bienes inmuebles : 321.839,10 €

Depósitos en cta. corriente o de ahorro, a la vista o a plazo, cuentas financieras y otras imposiciones: 7.000 €

Acciones y participaciones en el capital social o en el fondo patrimonial de I.I.C. negociadas: 104.000 €

Demás bienes y derechos de contenido económico: 15.000 €

Pasivo : 75.139 €

En fin, acabamos como ya hicimos en nuestra primera versión biográfica. Carlos Lesmes Serrano es quien tu prefieras que sea : el de currículo oficial que se puede encontrar en cualquier web oficial o el que te acabamos de encontrar. Compara y elige el mejor.