Se convirtió en uno de los 'sacrificados' por Ignacio González cuando se hizo con el Gobierno de Madrid, vía 'retirada' de Esperanza Aguirre. Percival Manglano había ido escalando en los gobiernos de la 'lideresa', y después de ser director general de Cooperación, había llegado al estrellato como responsable de las finanzas de la Comunidad de Madrid. Pero cayó en desgracia: se descubrió que había ocultado nada menos que 2.000 millones de euros para maquillar el déficit madrileño.

Percival Manglano en sus tiempos como consejero de Economía de Madrid. Foto CAM



Un 'concurso' para un puesto
Un 'apaño' que, evidentemente, no habría diseñado solo. Y quizás por eso, ahora, que ha caído fuera del foco del primer frente de la batalla política, se le ha buscado un hueco nada malo:  director del "Fondo España-UNESCO", con un sueldo que, según dicen a ELPLURAL.COM, ronda los 10.000 euros mensuales netos.

Un chollo que ha 'ganado' en un concurso... Eso sí, dicen en la Agencia Española de Cooperación Internacional (AECI), que el director, Gonzalo Robles, tenía un favorito claro para el puesto desde antes de abrir el 'concurso'. Pércival Manglano, en su nuevo puesto, tendrá que gestionar los fondos que España, en 2003, en una época de mejor situación económica, acordó donar a la organización internacional para proyectos de cooperación.

Un maletín de Loewe y de la Guürtel
Manglano saltó a los titulares de los medios de comunicación en 2008, porque fue uno de los tres altos cargos de la Consejería de Inmigración de la Comunidad de Madrid que apareció como receptor de un regalo de la trama Gürtel. El era entonces director general de Cooperación, y como los otros dos altos cargos, descubiertos por grabaciones policiales, habría recibido un maletín de Loewe regalo de Correa y su gente.

Pero Manglano no cayó por esto. Al contrario, acabó de Consejero de Economía. Bien es verdad que en el camino estaba una entrega total a su jefa, recogida en titulares como 'Aguirre es un referente en decir cosas que se entienden'. Durante su tiempo como consejero, la medalla de la que le gusta más presumir, según nos dicen, es la de haber negociado con la empresa de Adelson la implatación de los casinos de Las Vegas Sand en Madrid. Ahora, de los casinos, a la cooperación internacional.