La candidata de Ciudadanos (C's) a la Alcaldía de Madrid, Begoña Villacís, ha sido hoy interrogada al respecto de una de las dudas que surgen entre los madrileños: si será la muleta que necesita Esperanza Aguirre para gobernar. Ha sido durante un encuentro digital en El País, cuando un lector le ha exigido que sea clara y aclara si gobernará con el PP en el Ayuntamiento, a lo que ella ha contestado "no, no gobernaré con Aguirre".

Sin embargo, Villacís ha subrayado en otra respuesta que ella nunca ha hablado de pactos de Gobierno, sino de "líneas rojas y de acuerdos, con todas las formaciones, por reformas".

Sillón de alcaldesa
Sobre la polémica de donde colocaría el sillón de alcaldesa, Villacía ha dicho que se quedaría en el Palacio de Cibeles, mientras que Aguirre volvería a llevar la Alcaldía a la Plaza de la Villa. Según la candidata de C's, ella "sentiría cómoda no haciendo gastarse al madrileño otros 500 millones de euros en otra costosísima mudanza sólo por parecer ahorradora". "Si, te reconozco que me incomoda profundamente un despacho de 80 metros, yo necesito un entorno sin paredes donde trabajemos todos codo con codo, y donde recibir a los vecinos, a los que dedicaremos, comprometido por programa, un mínimo de 4 horas semanales", ha dicho.

A ras de calle
Sobre el hecho de que sea una candidata con escaso recorrido político, Villacís ha replicado que ella ofrece la visión de "la ciudad a ras de calle, o ras de metro, y no desde un coche oficial", algo que "te ofrece una perspectiva privilegiada, es la perspectiva que ha obviado el gobierno". "Este tipo de planteamientos, pensar que personas que no vengamos de la política no deberíamos concurrir a elecciones, es un principio excesivamente proteccionista, proteccionista con el bipartidismo y, si me lo permite, un punto antidemocrático, ya que bajo esa premisa, el PSOE del 82 nunca hubiese tenido lugar, ni el CDS, ni otros muchos partidos", ha contestado.