Política

Los datos lo demuestran: a la concejala Botella le falta formación

Una avalancha de datos oficiales desmienten a la hermana de Ana Botella que asegura que la brecha salarial se debe que las españolas están poco formadas

2K
Mié, 14 Feb 2018

“Lo que genera la brecha salarial es la falta de preparación, la falta de formación, para acceder a un puesto de trabajo”, ha dicho la hermana de Ana Botella, la concejala del PP en Córdoba María Jesús Botella, que bien podría ganarse el premio del año al político que más ignora los datos oficiales sobre educación y mujeres.

Y es que, a todas luces, la popular que por otra parte de describe como feminista de las de verdad y “no de las de boquilla”, no ha acudido a ninguno de los recientes estudios que certifican que son más las mujeres que acaban los estudios superiores y tienen un mayor nivel de formación.

En otras palabras, la brecha salarial, por mucho que diga Botella, sí es una cuestión social de cultura y tradición laboral asentada en el machismo. No es una cuestión de “falta de formación” pues las mujeres tienen mayor, aunque luego los hombres encuentren más y mejores puestos de trabajo y con un sueldo superior.

Para saber todo esto, sólo hace falta acudir a los datos y tener una conciencia de la realidad que vivimos.

La mujer consigue el ‘sorpasso’ en la Universidad

Si echamos la vista atrás, hasta hace 25 años la universidad era un terreno dominado por los hombres. No fue hasta finales de los años 80 cuando las cosas empezaron a cambiar y las mujeres empezaron a acceder a estudios universitarios. Y, desde entonces, el paso a paso de la mujer en los estudios se ha convertido en una carrera de fondo hasta conseguir el sorpasso: desde el año 2011 hay más mujeres que hombres que cursan una carrera universitaria, ahora llamados grados.

A día de hoy, el número de hombres en España que tienen más de 18 años y, por lo tanto, tienen la edad para acceder a una universidad, es mayor que el de mujeres y; sin embargo, son más las mujeres que se matriculan y que terminan una carrera.

Atendiendo a la población, las mujeres sólo deberían representar el 50% de los universitarios y, lejos de ello, son el 54% y el 58% si hablamos de titulados.

La mayor formación de la mujer no sólo se ve en las universidades, también en otros estudios superiores como son el máster o el doctorado, en las notas medias conseguidas o hasta en la sobrecualificación a la hora de conseguir un trabajo.

Por ello, reparamos sólo algunos de los muchos datos que demuestran que la hermana de Ana Botella no sólo no lleva razón al asegurar que la brecha salarial es culpa de la “falta de formación” de las mujeres; sino también que no se ha documentado apara hacer esa afirmación.

1Más mujeres estudiando en todos los niveles educativos

Basta con acudir al Instituto Nacional de Estadística (INE) para ver que, dentro de la población activa, el 44,2% de las mujeres han alcanzado la educación superior frente al 35,2% de hombres.

Si hablamos de estudios secundarios, el 14,4% de las mujeres los terminaron mientras que sólo lo hicieron el 13,7% de los hombres. Casi un 33% de ellos alcanzaron educación secundaria o similar, un nivel formativo en el que se encuentra el 25% de la población activa femenina.

Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) y su informe Panorama de la Educación de 2015, hay más mujeres con estudios superiores entre la población de jóvenes de 25 a 34 años de edad.

2Más mujeres terminan la carrera universitaria

"Las mujeres en España tienen más años de educación formal que los hombres. En 2015 aproximadamente el 43% de las mujeres en el mercado de trabajo español habían terminado estudios universitarios frente a un 36% en el caso de los hombres", reza el último estudios de economía aplicada (FEDEA)

3Estudiantes de máster

Si seguimos avanzando en los niveles educativos, tras la carrera universitaria, llega el máster y aquí las mujeres también son mayoría.

Frente al 46,6% de los hombres, el 53,44% de las mujeres se han matriculado en un master según los datos del Informe de datos y cifras del sistema universitario español del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte del curso 2015/2016.

Es más, en cuanto a engresados; es decir, las personas que consiguen un trabajo nada más terminar sus estudios, el 50,2% son mujeres.

Estudiantes de master hombres y mujeres. Ministerio de Educación

4Sobrecualificadas en su puesto de trabajo

La sobrecualificación es un problema actual que afecta a hombre y mujeres. Es decir, son muchas las personas que desarrollan un trabajo para el que se necesita una formación inferior a la que realmente tienen. Pero en este caso, las mujeres también son mayoría.

5Las mujeres consiguen más nota en sus estudios

Mientras que la nota media de los hombres es de 7,13 entre los egresados de grado y de un 8,09 en el máster; las mujeres alcanzan el 7,39 de nota y un 8,23 respectivamente. Así lo confirman los datos del Ministerio de Educación para el curso 2016/2015.

Nota media del expediente de grado en estudiantes hombres y mujeres. Ministerio de Educación.

Nota media del expediente de máster en estudiantes hombres y mujeres. Ministerio de Educación.

6Abandono escolar

Según el INE, el 1,1% del total de la población mayor de 16 años lo representan analfabetos hombres y otro 2,2% mujeres, pero las mujeres superan a los hombres en los niveles de estudios primarios incompletos, educación primaria y educación superior.

7¿Cuáles son las carreras donde hay más mujeres?

En las ramas de Ciencias Sociales y Jurídicas el 62,9% de los estudiantes son mujeres, el 62,2% en el caso de carreras de Humanidades y el 74,1% en Ciencias de la Salud.

Sólo hay menos mujeres en las carreras que se consideran más técnicas como en las ingenierías industriales donde sólo hay un 13,4% de estudiantes femeninas.

 

Natalia Castro es redactora de El Plural