Este verano es difícil no ver un telediario de TVE sin que el espectador se quede con la sensación de que España ‘va como un tiro’ o al menos de que eso es lo que le dicen en televisión, un triunfalismo en la línea de la que exhibe el propio Gobierno de Mariano Rajoy. A continuación repasaremos un ejemplo práctico sobre un informativo de mediodía cualquiera en una jornada normal sin grandes datos macroeconómicos como la de este martes 19 de agosto. A partir del minuto 13:50 –tras hablar de los disturbios en Misuri y de los casos Pujol y EREs de Andalucía– se destina un bloque económico de varias noticias, resulta interesante verlas y aportar después algunos datos complementarios.

El bloque económico del telediario de las 15:00 horas de TVE se puede ver a partir del minuto 13:50 en este enlace.

Visión monocolor
¿Mienten en los telediarios de la televisión pública? No son tan burdos, los datos que se utilizan son auténticos y tienen connotaciones positivas reales. La selección no es casual, se podrá argumentar que son por tanto sesgados y que se ocultan otras cifras negativas como los de la destrucción del empleo o la emigración juvenil. Pero sin entrar en la selección el problema es que los aspectos económicos que se ofrecen en tono triunfal tienen en la realidad un reverso negativo y causas que ni se mencionan, ni siquiera como letra pequeña al final de las piezas en la mayoría de las ocasiones. Ni explicaciones, ni contrapuntos, ni un solo analista –al menos en sus declaraciones editadas– que ofrezca una visión global con luces, sombras y grises. Y en casos como el incremento del déficit comercial se oculta directamente. Expondremos las noticias de TVE en ‘crudo’ (en negrita) y a continuación acotaciones y datos que cambian bastante la imagen que se pretende transmitir.

- El Tesoro español capta 4.540 millones de euros en deuda a corto plazo a 6 y 12 meses “al interés más bajo de su historia”. Un analista de mercados de la Banca March celebra que España no tiene problemas “a corto” para pagar lo que debe.

El dato en sí es muy bueno, no hay duda. Pero la pieza informativa no hace ni una sola mención al montante total de la deuda pública española, que ya va por el 98,4% del PIB superando el billón de euros y es un lastre para el país que ha crecido además en paralelo a las políticas de recortes. Por eso el problema no es “a corto” –como el analista consultado enfatiza– sino a largo, entre otras cosas porque la reducción en los intereses de la deuda se explican por la intervención del BCE que no va a durar eternamente, ese exceso “de liquidez” que se comenta de pasada en la noticia. Noticias como esta de El Mundo abordan la realidad de los intereses bajos a corto pero con un montante global creciente y cómo en los ‘mercados’ están afilando las uñas. La preocupación por el volumen de la deuda y la dificultad para reconducirla es un hecho, incluso en organismos dependientes del Gobierno.

-Crónica bursátil introducida por la presentadora preguntando si “continúa la tendencia al alza de ayer”. En este caso la periodista desplazada en la Bolsa de Madrid habla de crecimiento moderado del 0,3% en el Ibex-35 y cita elementos de desconfianza en los inversores como el caso de Gowex.

- Aumenta el “control” en las prejubilaciones. Se vende sin más la versión gubernamental de que “no hay cambio de criterio” a la hora de examinar las peticiones de prejubilaciones. La visión de quiénes están denunciando que sí hay cambio de criterio no habría estado de más.

- La noticia más curiosa: “El aumento de las importaciones lleva a récord la actividad de julio en el puerto de Barcelona y también aunque menos al puerto de Valencia”. Se incluyen los testimonios de los responsables de los puertos reforzando el mensaje.

Es una perspectiva muy ‘creativa’ para dar el dato del día, que por supuesto ni se menciona: el déficit comercial se duplicó en el primer semestre del año porque las importaciones crecieron con muchas más fuerza que las exportaciones, que se estancan. Lo reconoce la propia RTVE pero no en el telediario sino en su página web. Se supone que uno de los efectos positivos de la devaluación interna en nombre de la cual se están bajando salarios sería el contrario.

- Ayudas de emergencia de la UE a los agricultores por el veto de Rusia. Aquí sí se incluyen las críticas y dudas de dos agricultores españoles… hacia Bruselas.

- Y otra noticia más del telediario de TVE para cerrar el bloque con el mismo enfoque optimista: 1.880 inversores extranjeros han apostado por España gracias a la 'ley de emprendedores'. La pieza informativa es bastante sincera al subrayar insistentemente en que el principal atractivo para los inversores extranjeros es que se les concede el permiso de residencia (el ‘precio’ del permiso: un millón de euros si se invierte en una empresa, dos millones si es en deuda pública y 500.000 si es en vivienda) y explican que el Gobierno espera que se animan más “cuando se conozcan las ventajas”. Aparece el testimonio de un empresario chino que admite la ventaja de invertir para obtener el “visado” y “viajar libremente por Europa”.

Que la ‘venta de permisos de residencia’ aparezca como un eslogan gubernamental en la televisión pública tiene su miga, pero en esta pieza destaca también otro aspecto. Aparece el secretario de Estado de Comercio, Jaime García Legaz, aclarando que esos inversores extranjeros no vendrían a España si no confiaran en España viendo “seguridad jurídica” y “capacidad de crecimiento”. García Legaz es un alto cargo del Gobierno del PP, pero es algo más, es el exsecretario general de FAES. Sí, esa fundación de agit-prop presidida por Aznar, el mismo que antes de que Rajoy desembarcara en Moncloa iba recorriendo el mundo poniendo en duda la capacidad de España para pagar su deuda… cuando era mucho más baja que ahora.