De poco ha servido despedir a 20.000 empleados públicos, echar de las aulas a 5.000 profesores, expulsar de la sanidad a más de mil médicos y otros tres mil enfermeros. La austeridad económica que ha supuesto sacrificar a los dependientes, viudas, jóvenes…el cierre de colegios rurales, de plantas hospitalarias, de urgencias sanitarias y la privatización de todo lo que se podía privatizar, no ha servido al final para que Castilla-La Mancha, presidida por la cuestionada secretaria general del PP, María Dolores Cospedal, alcanzara el prometido y anunciado objetivo de déficit fijado para 2012 en el 1,5% del PIB.

Cospedal mintió, una vez más
El caso es que Cospedal “vendió la piel antes de cazar el oso”, dicen los socialistas castellano-manchegos, anunciando el pasado día 5 a bombo y platillo, en una conferencia de prensa rodeada por todo su Gobierno, que la comunidad autónoma cumpliría el objetivo al cerrar el ejercicio con una desviación del 1,48% del PIB, catalogando la situación de “hecho histórico" que ninguna institución había logrado antes.


Montoro desmonta el engaño
El caso es que este jueves el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha dado a conocer las cuentas de las CC AA, destacando que todas ellas habían alcanzado el objetivo del 1,5%, menos Valencia, Murcia (estas dos, ambas gobernadas por el PP, son las únicas que han superado el 3%), Baleares, Cataluña, Andalucía y Castilla-La Mancha. En este sentido, las mismas fuentes socialistas se preguntan “cómo estarían las cuentas de Cospedal, que ni Montoro ha sido capaz de maquillar algo que el PSOE viene denunciando desde hace tiempo, la manipulación descarada del déficit”.

“Qué pague a todos y todo lo que debe”
Y es que los socialistas lo tenían claro desde hace meses. Tanto es así que el líder del PSOE castellano-manchego, Emiliano García-Page, adelantaba acontecimientos el miércoles (24 horas antes de que Montoro desenmascarara a Cospedal), vaticinando que: “sería el político más ingenuo de España si, a estas alturas, después de tantas mentiras, me fiara de la palabra que tiene el Gobierno de Cospedal o de la credibilidad de la propia presidenta cuando ofrece explicaciones sobre pagos en diferido o simulados como las que ella dio el lunes para explicar el finiquito de Bárcenas”. En cualquier caso, García-Page exige a la Junta “que pague a todos y todo lo que debe, porque lo que no se puede hace es lo que está haciendo Cospedal, presumir de déficit cuando, solo en el año 2012, ha generado una bola de impagos cercana a los 1.000 millones de euros”, dijo el miércoles.

“Centrifugar el déficit”
Desconfianza a la que se suman ayuntamientos, autónomos, empresas y familias, ya que, según el PSOE, “Cospedal ha centrifugando el déficit para que no aparezca en las cuentas de la Junta”, añaden, “ha suprimido líneas de ayuda a las familias, devuelto facturas de manera injustificada a las empresas y no paga a los ayuntamientos, y aún así no ha alcanzado su gran objetivo, en nombre del cual ha llevado el paro hasta las 270.000 personas y provocado miles de dramas personales, como los 120.000 familias que no cobran ninguna prestación, o los 90.000 hogares que tienen a todos sus miembros desempleados”.

Gracias al Gobierno central
Denuncias de maquillaje y manipulación que se extienden también a otras comunidades, como Madrid y Galicia. Sea como sea, el caso es que sin el Fondo de Liquidez Autonómico (13.000 millones) y el plan de pago a proveedores (17.000 millones), que permitió a las CC AA desviar sus deudas al Estado, sobre todo a Castilla-La Mancha, el objetivo del déficit hubiera sido para la mayoría imposible de cumplir.