Mientras ahora debatimos sobre si es conveniente o no que la televisión pública emita la misa del domingo, hace 23 años TVE mostraba con naturalidad la religiosidad de una sociedad española irreconocible para los jóvenes actuales.

En 1995 la matriarca de las Campos presentaba el magazine Pasa la vida, en el que el plató se abría a la calle para dar paso a una actualidad ‘de estar por casa’ cuyos contenidos principales eran la celebración de la Semana Santa en diversos puntos de España. Tanto es así que, ante las complicaciones de las conexiones en directo vía satélite, era preferible llevar cualquier evento a los propios platós de Prado del Rey. Y esto era precisamente lo que se hacía en Semana Santa. María Teresa daba paso a una procesión en pleno programa -minuto 1:30:00-.

Con saetas incluidas, y entre teatrillos que representaban la pasión y muerte de Cristo, los anderos comenzaban a atravesar el plató portando un cristo yacente -traído desde Chinchón- ante las atentas miradas del público y las opiniones de María Teresa Campos, Paloma Gómez Borrero, Concha galán, Esperanza Gracia, Paco Valladares. Alonso Caparrós, Terelu Campos y Alajandro Canales.