Zapatero ha abierto con su intervención el Comité Federal del PSOE que analiza este sábado, en su sede central, en la madrileña calle Ferraz, las causas de la histórica derrota del PSOE  en las urnas, y que dará los primeros pasos para el congreso federal del próximo mes de febrero, del que deberá salir un nuevo líder.

El esfuerzo  de Rubalcaba
El secretario general de los socialistas ha agradecido a Alfredo Pérez Rubalcaba su "esfuerzo, empeño y energía" como candidato a los comicios del 20-N, "en unas circunstancias poco propicias" y en un escenario que es "difícil imaginar" que pueda ser "más adverso". En su opinión, el programa del candidato es el que debe guiar ahora la labor de oposición.

Errores de gestión y de comunicación
A continuación, Zapatero ha valorado los malos resultados de su partido, que se deben, según ha dicho, principalmente a la dura crisis y a sus consecuencias en la pérdida de puestos de trabajo, aunque también ha admitido errores en la gestión de la crisis y en la comunicación de algunas de las medidas adoptadas, que eran "inevitables".

"El cambio por el cambio" a favor del PP
El líder socialista ha considerado que la persistencia de la dura crisis económica y las dudas de que se vaya a salir de ella han llevado a los ciudadanos al "cambio por el cambio" a favor del Partido Popular, y ha pedido a los suyos "un debate robusto" para que el PSOE pueda volver a ser una alternativa de Gobierno.

La primera campaña sin la amenaza de ETA
El presidente del Gobierno en funciones ha resaltado que, a pesar del fracaso electoral, esta ha sido la primera campaña electoral sin la "amenaza del terrorismo" de ETA. Se trata, según ha dicho, del hecho "histórico" de mayor alcance en muchos años. "Otros hechos pasarán y este quedará como patrimonio de todos los demócratas", ha precisado. Zapatero se ha congratulado de que el candidato Alfredo Pérez Rubalcaba no haya utilizado este asunto en campaña y de que nadie pueda acusar al PSOE de sacar pecho con fines espúreos.

Rubalcaba no aclara si optará por liderar el PSOE
El candidato de los socialistas en las elecciones del 20N, Alfredo Pérez Rubalcaba, no ha aclarado si optará a suceder a José Luis Rodríguez Zapatero al frente de la secretaría general del PSOE en su primer discurso ante el Comité Federal del partido. Rubalcaba ha intervenido después de Zapatero para realizar su análisis de la derrota electoral y dejar claro que asume "en primera persona el mal resultado" del pasado domingo. 

Democracia y unidad
Rubalcaba ha apostado por un Congreso democrático, porque "cuanto más abierto, más debate y más participación" tenga más contribuirá a "fortalecer" el partido. "Democracia, democracia, democracia, y luego unidad e integración", ha remachado.

Debate a puerta cerrada
Tras los discursos de Zapatero y Rubalcaba,  ha comenzado el debate a puerta cerrada de los dirigentes socialistas, que deben convocar el congreso ordinario que renovará en febrero en Sevilla la dirección del partido y su proyecto político.

Chacón no aclara si aspirará a la secretaría general
La ministra de Defensa en funciones, Carme Chacón, la otra persona que más suena en las quinielas como posible aspirante a la secretaría general, tampoco ha  desvelado si será candidata, al ser preguntada por los periodistas a su llegada a la sede del partido. Se ha limitado a señalar que el PSOE sabrá "hacerlo bien".

Gómez cree que son los militantes  quienes deben elegir al líder
También a la entrada en la sede del PSOE, el líder de los socialistas madrileños ha sido preguntado por los medios. Tomás Gómez, ha anunciado que propondrá que sean los militantes, y no sólo los delegados en un congreso, quienes elijan directamente con su voto al nuevo secretario general del partido.

Griñán y Patxi López han intervenido a puerta cerrada
La mayoría de los barones territoriales socialistas han pedido intervenir en el Comité Federal. Los primeros en hacer uso de la palabra han sido el presidente andaluz, José Antonio Griñán, y el lehendakari, Patxi López. Está previsto que el debate a puerta cerrada sea bastante largo, ya que hay previstas 45 intervenciones.

"El PSOE no está para lutos ni ajustes de cuenta"
En su turno, Griñán ha opinado que el PSOE no está para guardar "lutos" ni debe perder tiempo en hacer "ajustes de cuentas" sino volcarse en un congreso que sea "un revulsivo".

Un congreso democrático
Según ha trascendido, los barones creen que el congreso federal que se celebrará en Sevilla los días 3, 4 y 5 de febrero debe ser lo más abierto y lo más democrático posible.

Un 15 por ciento de avales del Comité Federal
El Comité Federal del PSOE aprobará, presumiblemente hoy, una propuesta para que los precandidatos que quieran optar a la Secretaría General del partido en el congreso de febrero tengan que contar con el 15 por ciento de los avales de este órgano y del 20 por ciento de los delegados del congreso federal , según han confirmado a EFE fuentes de la dirección.