La CIA advirtió a los Mossos d'Esquadra que Barcelona estaba en el punto de mira de los terroristas yihadistas hace dos meses, según adelanta El Periódico de Catalunya.

La alarma se había activado ya hace ahora un año, cuando una de las productoras del autodenominado Estado Islámico (EI) difundió una imagen con monumentos mundiales 
 emblemáticos señalados como futuros escenarios de atentados, entre los cuales figuraba la Sagrada Família.

Los otros monumentos amenazados eran el Coliseo de Roma, la Estatua de la Libertad de Nueva York y el Big Ben de Londres. Em esta últimaciudad los yihadistas atentaron, también con un vehículo, los pasados meses de marzo y junio. 

Tras el hallazgo de la fotografía de la Sagrada Familia en la lista de monumentos amenazados, los Mossos se reunieron con los responsables de la seguridad del templo de Gaudí y  las fuerzas de seguridad aplicaron nuevas medidas para mejorar la protección del edificio.