El exvicepresidente del Gobierno y cabeza de lista del PSOE al Congreso por Sevilla, Alfonso Guerra, ha asegurado este viernes en un mitin en Sevilla que "perdona" a los miembros de la Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) que censuraron sus "vejatorias" declaraciones sobre una "fuerte" relación personal entre el alcalde hispalense, Juan Ignacio Zoido (PP), y la juez Mercedes Alaya, pidiéndoles que no vuelvan "a meterse más en campaña electoral a beneficiar a un partido y perjudicar a otro".

Celeridad para otras cosas
"Más les vale que esa celeridad la utilicen para resolver los problemas de la Justicia", ha dicho Guerra, que ha asegurado hoy que sólo se refirió a la relación judicial entre la jueza que investiga el caso de los ERE fraudulentos y el alcalde de Sevilla y antiguo juez decano de la ciudad, Juan Ignacio Zoido (PP).

Acto en Sevilla
En un acto electoral en Sevilla, Guerra había afirmado sobre la juez Alaya que tenía "una relación fuerte personal" con Zoido y hoy ha asegurado que sólo se refería a un expediente judicial que ambos compartieron Por otra parte, Guerra ha manifestado que el socialismo "es darle la mano a aquellos que menos tienen" y que la crisis económica no es culpa de José Luis Rodríguez: "es de los mercados y de un grupo reducido que rebajan las calificaciones de un país".

"El prenda de Zoido"
También tuvo palabras para "el prenda que tenemos aquí", en referencia al alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido (PP), "al que se le ha ocurrido decir que Alfonso Guerra sobra en política, que hay que echarlo". "Eso de que se echara a la gente era durante la dictadura, en democracia no sobra nadie. No se han enterado todavía de cómo funciona esto de la democracia", ha lamentado.