Según ha explicado en rueda de prensa en Madrid el secretario general de Comisiones Obreras (CCOO), Ignacio Fernández Toxo, a la que también asistió el líder de UGT, Cándido Méndez, representantes sindicales van a ir a todas las empresas a expresar el rechazo frontal de ambas centrales de trabajadores a la reforma.

Movilización europea
Además, Toxo ha recordado que el próximo día 29 hay convocada una movilización europea contra los ajustes económicos aplicados en varios países de la Unión Europea (UE), que ambos sindicatos también secundarán.

¿Huelga general?
Respecto a la posibilidad de convocar movilizaciones mayores, como podría ser una huelga general, el líder de CCOO, sin mencionarla expresamente, ha dicho que ello dependerá de la tramitación parlamentaria de la reforma laboral y de las enmiendas que se introduzcan.

"Iniciamos ahora un proceso de movilización creciente, sostenido que tiene de momento estos hitos (los días 19 y 29) y la exigencia de la apertura de un proceso formal de negociación", ha precisado Toxo, quien ha destacado que lo que no va a suceder es que la fecha de la huelga general, si la hay, la ponga el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Frustración
Por su parte, el secretario general de UGT ha dicho que en una parte importante de la sociedad española hay un sentimiento de esperanza de que se iba a arreglar la situación, pero que se ha frustrado en parte con la reforma aprobada este viernes. Por ello, Méndez ha destacado que UGT y CCOO lo que deben hacer es "acompasar" sus iniciativas de protesta "al estado de ánimo de la sociedad".
"Creo que en esta primera etapa hay que hacer una labor de información muy profunda para que se conozcan las consecuencias de lo aprobado y para que la gente se conciencie", ha indicado el líder de UGT.

Atropellos laborales 
El secretario general de UGT se ha preguntado si ese camino tiene un "limite", a lo que él mismo se ha respondido que no, aunque tiene "un sentido y unas etapas que recorrer" y lo que se pretende es que "la siguiente etapa sea la apertura de negociación para corregir los graves atropellos que se han provocado en la estructura del derecho laboral y en el mantenimiento del empleo".

 Se están moviendo más cosas que la reforma laboral
A la pregunta de si temen que los ciudadanos no quieran la huelga, Toxo ha respondido que lo que percibe es que la sociedad quiere soluciones al paro y no una respuesta "explosiva" de un día. Por ello, ha insistido en que hay que concienciar a la ciudadanía porque se están moviendo más cosas que la reforma laboral y ha puesto como ejemplo los ajustes aplicados en educación y sanidad, entre otros sectores sociales.