El Mundo presenta las declaraciones de Mohamed el Bakkali como una prueba contundente para exculpar a Zougam, a partir de su afirmación de que fue él quien vendió a los terroristas las tarjetas. Claro que él ni les conocía ni podía suponer cuál era el uso que se les daría.

"La Policía presentó a Zougam como el autor del atentado"
“Mohamed Bakkali fue arrestado el 13 de marzo de 2004 junto a Jamal Zougam y su hermano sólo porque la tarjeta que se encontró en la mochila de Vallecas había salido de su locutorio. Después, la Policía difundió masivamente la foto de Zougam y lo presentó como el autor del atentado, y varias personas acudieron a testificar que lo habían visto en los trenes”, afirma frívolamente El Mundo, que intenta desacreditar las investigaciones policiales y la posterior sentencia judicial sobre este caso.

Bakkali dice que fue él quien vendió las tarjetas
Bakkali asegura que fue él y otro dependiente llamado Abderrahim quienes vendieron las tarjetas a los terroristas y que Jamal Zougam estaba subiendo y bajando las dos plantas de la tienda y no tuvo contacto con ellos.

Portada de 'El Mundo' de este lunes 16/01/2012



Da por "falsos" los testimonios que inculpan a Zougam
Además de usar las declaraciones de Bakkali, El Mundo vuelve a desacreditar los testimonios de las dos mujeres rumanas que inculparon a Zougam, que da por “falsos”. El diario de Pedro J. deja entrever que el ministerio del Interior premió a las testigos con indemnizaciones, y advierte de que en marzo de este año prescribe el delito de falso testimonio, que, según las normas del Código Penal caduca a los cinco años de haberse cometido.

El Mundo se jacta de los seguidores de su conspiranoia
El Mundo
se vanagloria de que casi 2.500 personas se han adherido al grupo de Facebook 11-M: por un juicio a Jamal Zaugam, después de sus informaciones de diciembre sobre este tema. No cuenta que también hay muchos otros internautas bien informados que desmontan su imprecisa teoría de la conspiración, como sucedió en diciembre, cuando un usuario de la red recordó al diario de Pedro J. que uno de los testimonios que aseguraba había sido importante para inculpar  a Zougam fue considerado “irrelevante” por el tribunal.

La condena a Zougam
Jamal Zougam fue condenado a 42.917 años de prisión por 191 asesinatos y 1.856 asesinatos en grado de tentativa. La sentencia dictada por la Audiencia Nacional contra él fue confirmada después por el Tribunal Supremo.