Imagen del FB de 'Sálvame'

La plataforma ultraconservadora Hazte Oír vuelve a declararle la guerra a Telecinco, y más en concreto a Sálvame. Y lo hace justo cuando la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) le ha dado un ultimátum para que respete el horario infantil con la amenaza de una fuerte multa.

“Sexo, infidelidades, excesos…”
Este colectivo ultracatólico recuerda que “actualmente el programa está calificado como “no recomendado para menores de 7 años, pero su gritona tertulia sobre sexo, infidelidades, excesos y arribismo, llena de descalificaciones personales y enfoques sensacionalistas de las relaciones humanas, es claramente un contenido abusivo para cualquier menor”.

Aplausos de los ultracatólicos
Por ello, y aunque podría provocar el despido de más de 200 trabajadores y suponer un ataque inédito a la libertad de expresión en nuestro país, desde Hazte Oír aplauden la medida que ha tomado Competencia y dicen que “ya era hora de que la Administración actuara contra la tele-basura, especialmente la emitida en horario de protección infantil”. Un espacio al que califican como “símbolo de una televisión denigrante e inescrupulosa con las familias y sus espectadores más vulnerables”.

Expertos en boicotear
Como recuerda El Boletín, desde Hazte Oír ya boicotearon en el pasado los programas La Noria y Campamento de Verano, ambos de Telecinco, exigiendo a los anunciantes que abandonaran dichos espacios con la amenaza de dejar de comprar sus productos. De hecho, La Noria sucumbió a estos boicot.

La dignidad que defienden
Pero pese a ser tan propensa a promover boicots en base a la defensa de la dignidad, Hazte Oír no ha dudado en dar credibilidad a los pseudo-estudios que presentan a las mujeres que abortan como seres que sufren síntomas depresivos y a las adolescentes lesbianas como estudiantes “implicadas en comportamientos insalubres”.

Altavoz de disparates
De hecho, desde su fundación, Hazte Oír se ha convertido en altavoz de encuestas con escaso rigor científico que realizan afirmaciones como que “detrás del 80 por ciento de los abortos se encuentran manifestaciones de violencia de género” y que “un 62 por ciento de las abortistas experimenta abandono y/o coacción”.  Asimismo, esta asociación ultracatólica sostiene que “el 80 por ciento de las mujeres que se someten a un aborto provocado sufre síntomas depresivos y la frecuencia de gestos e intentos de suicidio es del 40 por ciento”.

La postura de Hazte Oír
En palabras de Gádor Joya, la encargada de fijar la postura de Hazte Oír sobre el aborto, “el 97% de las mujeres que abortan lo hacen porque tienen una problemática social. Muchas mujeres se arrepienten profundamente cuando se dan cuenta de lo que han hecho. El aborto acaba con un ser humano y daña psicológicamente a la mujer”.

Los actos que apoyan
Ante este tipo de pensamientos, no es de extrañar que Hazte Oír haya defendido a las activistas que se personan frente a las clínicas abortistas para “para rezar por el fin del aborto e informar y ofrecer apoyo y alternativas a las mujeres que allí acuden con la intención de abortar”. Unos actos que en ocasiones han llegado a requerir de la intervención policial.

Atacando a las lesbianas
Las personas homosexuales tampoco salen bien paradas en la página web de Hazte Oír. Como ejemplo basta con mencionar la publicación de afirmaciones como que “los estudiantes que declaran ser homosexuales o bisexuales están más implicadas en comportamientos insalubres relacionados con el sexo, el alcohol, las drogas, la violencia y el riesgo de suicidio”. Según la asociación ultraconservadora, existen estudios que corroboran que “la prevalencia de estos comportamientos arriesgados es mayor en un 63,8 % entre los homosexuales y lesbianas respecto a los heterosexuales”.

Las hijas de las lesbianas
En cuanto a los niños criados por homosexuales y lesbianas, Hazte Oír da por demostrado que los hijos criados por estas parejas “desarrollan mayores dificultades en su madurez, que aquellos criados por una familia estable constituida por un hombre y una mujer”.

Curar la homosexualidad
Incluso, Hazte Oír no ha dudado en habilitar foros en los que se discute si es posible curar la homosexualidad. En dicho foro, se publican mensajes como los siguientes: “las personas con tendencia homosexual o bisexual (homosexual a tiempo parcial) que se quieran curar puedan hacerlo con facilidad y sin trabas y pueden vivir con dignidad respetándose así mismos para no humillarse, porque la humillación les hace sufrir”.

Ataques a las feministas
Por último, conviene resaltar las opiniones que Hazte Oír vierte sobre un sector del feminismo español “empeñado en emular la ética y la estética del humor tabernario y la sensibilidad troglodita”. Para la plataforma ultraconservadora, muchas mujeres “tienen una fijación con los genitales. Piensa que todas las vaginas son repisas donde cabe de todo”.