El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, se encuentra ya en plena campaña electoral y se ha puesto a dar entrevistas a diferentes medios. El último de ellos ha sido el diario británico Financial Times, en el cual ha dicho que, de ser reelegido el 26-J, bajará los impuestos.

"Subimos impuestos al inicio de nuestro mandato, y bajamos tanto el impuesto sobre la renta como el impuesto de sociedades en 2015. Si los ingresos tributarios continúan aumentando, como lo están haciendo actualmente, podemos planear otro recorte de impuestos", sostiene Rajoy, mientras señala también que su Ejecutivo continúa comprometido con el control del déficit público, al tiempo que sugirió que bajar impuestos es compatible con los objetivos que marca la Comisión Europea.

Estas declaraciones del presidente en funciones llegan pocas horas antes de que el Ejecutivo europeo decida si sanciona a España por haber incumplido sus objetivos de reducción del déficit en 2015.

"El hombre invisible"

Preguntado sobre su situación política, Rajoy ha dicho que no tiene un “sucesor natural” al frente del Partido Popular, añadiendo que “a veces no es malo no tener un sucesor natural”. El rotativo británico le define como "el hombre invisible" y dice de él que no tiene "carisma" y que se presenta como un candidato "de perfil bajo". Llega a compararle, por lo del carisma, con Ronald Reagan ante lo que él responde: "No tengo mucho en común con Ronald Reagan. Pero no era exactamente un mal presidente".

El presidente en funciones se ha reafirmado como líder de su partido, asegurando que se siente "bien" y "motivado" ante la nueva convocatoria de elecciones generales. “Mi trabajo está a medio hacer”, defiende asegurando que “España necesita experiencia en este momento”.

El PP no es corrupto

Mariano Rajoy también ha defendido que el PP “no es un partido corrupto” aunque “había algunas personas que hicieron lo que no deberían haber hecho” y que “fueron forzados a salir”.

Sobre sus rivales políticos, ha calificado a Podemos como un partido “del siglo XIX” y a Albert Rivera, líder de Ciudadanos, le ha reclamado “respetar la voluntad” de los votantes, ante la previsible petición de un nuevo líder en el PP para negociar tras las elecciones. Rajoy asegura que Rivera no puede pedir al partido conservador “deshacerse de su líder” cuando cuenta con el triple de escaños que la formación naranja.

Cataluña

Sobre el desafío separatista en Cataluña, el presidente en funciones no ha querido hablar demasiado, afirmando únicamente que “se puede hablar de todo, excepto de la unidad nacional de España”.

Riesgo al “brexit”

Rajoy alerta también en esa entrevista con el diario británico de los riesgos que acarrearía el "brexit", la salida del Reino Unido de la Unión Europea, si la opción de romper los lazos con Bruselas se impone en el referéndum que ese país celebra el próximo 23 de junio.

"Sería malo para Europa si el Reino Unido se va y creo honestamente que sería malo para el Reino Unido también", apunta el presidente en funciones del Gobierno español.

En ese sentido, Rajoy subraya que Europa ha tenido “algunas malas experiencias con referéndums”. “Tenemos una democracia representativa y eso significa que los ciudadanos eligen a aquellos que deberían gobernar, y aquellos que gobiernan toman las decisiones. En ocasiones, convocar un referéndum significa pasar la responsabilidad a otros”, considera.