Política
Vista exterior del Senado desde la calle Bailén
|
Fuente
:
Luis García / Wikimedia Commons

La bomba atómica de Pedro Sánchez: puede disolver el Senado

La Constitución permite que el Presidente del Gobierno disuelva una sola de las cámaras, un gesto que no tiene precedentes

Mar, 5 Jun 2018

Aunque el PP amenaza con usar de manera implacable su mayoría absoluta en el Senado, aún quedan mecanismos previstos por nuestro ordenamiento constitucional que pueden dar al traste con sus planes. No sólo eso, sino sacar provecho de la extrema debilidad del partido conservador en este mismo momento, que está expulsado del poder y con la inminente batalla interna por suceder a Mariano Rajoy. 

Pedro Sánchez, como presidente del Gobierno, tiene la facultad de disolver el Senado y convocar elecciones únicamente para esta cámara. Y además, posee esta facultad desde el mismo momento en el que su nombramiento aparece publicado en el BOE. Aunque nunca se han convocado elecciones en exclusiva para el Senado, el artículo 115 de la Constitución se lo permite, sin más limitación que dejar pasar un año entre elecciones. Así que el presidente del Gobierno puede poner a prueba la fortaleza del PP con unas nuevas elecciones, que tal vez pongan en peligro la mayoría absoluta de la que disponen en la Cámara Alta. 

¿Por qué el PP tiene mayoría absoluta en el Senado?

Aunque hasta ahora se hayan celebrado a la vez que las elecciones al Congreso de los Diputados, las elecciones al Senado tienen unas características muy particulares: se votan listas abiertas y no se aplica la denostada "ley D'Hondt". Lo de las listas abiertas se traduce en esa incómoda y enorme papeleta sepia, conocida como "sábana", en la que tenemos que marcar las casillas correspondientes a los senadores que queramos elegir. Y lo de las mayorías aplastantes del PP puede deberse a que, mientras que con la Ley D'Hondt el reparto de escaños refleja la proporción de los votos, en el caso del Senado se usa el sistema mayoritario, esto es: que el candidato más votado se lo lleva todo, aunque tenga la diferencia de un solo voto con el segundo. Además, mucha gente no entiende bien el sistema de listas abiertas y marca sólo a un candidato, en lugar de a los dos o tres a los que pueda elegir en su provincia. Por no hablar de que se suelen recoger menos votos al Senado que al Congreso y de que hay mayor porcentaje de votos nulos y en blanco. 

Por otro lado, no todos los 266 senadores son elegidos mediante los votos. 58 senadores son designados por los parlamentos de las Comunidades Autónomas -dado que el Senado tiene la función de ser la cámara de representación territorial-, por lo que los resultados de las elecciones autonómicas también puede influir en el reparto de escaños del Senado. 

Por qué disolver el Senado

Ahora bien, sabiendo que es posible que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, puede disolver el Senado, ¿qué motivos podría tener para hacerlo? Además de los ya mencionados de aprovechar la debilidad actual del PP para evitar vetos, supondría poder afrontar una nueva apliciación o no del artículo 155 con un reparto de escaños que represente una versión más actualizada de la voluntad popular. Además de cumplir parcialmente la exigencia de otros partidos de convocar elecciones. 

Además, dado que el Senado es la cámara de represetación territorial, si Sánchez hiciera coincidir las elecciones al Senado con las municipales y autonómicas, reforzaría ese rasgo de la Cámara Alta. 

¿Va a disolver Sánchez el Senado? Es poco probable, no se ha hecho nunca y no existen precedentes. Como ganar una moción de censura.