El Telescopio

Señoras y señores, con ustedes Talents United, la startup española de la cultura

Esta startup creada hace tres años se ha convertido en referencia para la creación y la difusión artística (en cualquier modalidad)

0
Jue, 16 Jul 2015

Ramón Puchades, a la izquierda, durante la presentación de resultados de Talents United celebrada en Madrid.



Más de 4.000 artistas de 40 nacionalidades diferentes, alrededor de una treintena de proyectos de crowdsourcing o Retos, que se han convertido en una de sus iniciativas estrella. Esto es a grandes rasgos Talents United, una startup española nacida hace 3 años y que en este tiempo se ha ganado un puesto destacado como plataforma para la concreción, creación y difusión artística en sus diferentes modalidades.


El proyecto nació a partir de una pregunta: ¿Por qué no disponer de una plataforma propia donde poder mostrar tu talento, tus obras o aquello a lo que te dedicas? Así surgió
Talents United, una red que pretender ser algo así como un altavoz para los escritores, los pintores, los cocineros, es decir, los artistas en general para quienes es casi una utopía poder mostrar sus creaciones, sin entrar en consideraciones económicas. La aspiración es simple: enseñar lo que hacen al público... Esta es la esencia o, si se prefiere, el principio fundacional de Talents United (Premio FICOD 2014), su motivación. Y esta no se pierde, a pesar de que la empresa ha ido creciendo desde su creación.

Su Director General, Ramón Puchades, que acabó en el proyecto porque “unos amigos me lo presentaron y me enamoré de la idea”, ofrece las claves de una startup que, por ejemplo, ha sido elegida para cambiar la imagen setentera de Benidorm, con el fin de adaptar turísticamente la ciudad de cara al siglo XXI.


Parte del área de Retos de la web de Talents United.



¿Cómo surge la idea de crear algo como Talents?
El proceso de Talents United fue curioso y muy similar a lo que me ocurrió a mí. Surge de una idea de startup pequeña y se presenta a una empresa mayor de tecnología para desarrollarse y esa empresa le sucede algo similar a lo que pasó a mí, es decir, se enamora y no solo decide apuntarse al desarrollo sino que se suma al proyecto. Esta empresa es Tecnilógica, cuya actividad es desarrollar, acelerar empresas de desarrollo tecnológico... Así empezamos y ahora mismo estamos en la fase de búsqueda de capital de ampliación de capital.

Pero da la impresión de que esto se ha ido de las manos... para bien
La verdad es que enseguida nos dimos cuenta de que esa limitación de no tener un sitio en el que mostrar su trabajo creativo era compartida por miles de artistas en todo el mundo, y en cuanto empezamos a trabajar y a ofrecer la plataforma vimos que los creadores eran muy receptivos a la herramienta. A partir de ahí descubrimos que había proyectos similares en otros países y una gran demanda, una gran necesidad de la gente por compartir sus planes creativos con el resto del mundo. Si además encima les das vías para que consigan algo de ingresos a través de su trabajo, entonces muchísimo mejor.

[vimeo]https://vimeo.com/133171214[/vimeo]

Hay algo que tenéis ganado, la internacionalización, porque ya trabajáis en el extranjero y aquí en España parece que cuesta lo de las startups...
Sí, nosotros tenemos dos ingredientes que son complejos y después de estar tiempo navegando los hemos sentido con contundencia. Por un lado, nos centramos en un sector como el de la cultura, y este no es un sector que atraiga a muchos inversores en general -y eso que en España supone el 2% del PIB y en Madrid llega casi al 15%-. El segundo es que proponemos un modelo de comunidad que en nuestro país se mira con recelo porque hay que hacer inversión en la curva exponencial hasta alcanzar a la masa crítica. En ese punto es cuando los negocios cobran sentido y aquí te dicen “vale pues cuando llegues ahí invierto yo”. Ya, pero si llegamos ahí y decides invertir entonces te va a costar mucho más.

Uno de los pilares de Talents United son los Retos ¿En qué consisten?
Es una manera de resolver una necesidad artística. Un ejemplo real es que Tecnilógica tenía que decorar la fachada de sus oficinas en Lavapiés (Madrid). Ante esto dispones de dos opciones. Si tienes la idea clara, contratas un estudio de grafiteros y que ellos te lo hagan. Si no lo tienes tan claro pero sí sabes la esencia de lo que quieres, entonces puedes lanzar un Reto a la comunidad. Quiero hacer esto y estos son mis valores, mis principios ¿Qué proponéis? Y ahí empiezan a proponerse esas propuestas.

Da la impresión de que es una especie de 'subasta cultural'...
Sí, podría ser algo así o mejor de creatividad cultural. Precisamente iba en el coche a la entrega de premios con el ganador del Reto de Benidorm y él me comentaba que estaba acostumbrado (se dedica a temas de imagen corporativa) a acertar en la diana que le ponen, es decir, le comentan qué quieren y para qué y sobre eso trabaja. Con Talents United sucede lo contrario. Y esa es la gracia porque tienes la libertad de poner la diana y hacerlo tú todo para luego disparar y acertar, en su caso.

Supone, o eso parece, cierto cambio de perspectiva
Sin duda alguna, pero para determinadas cosas en las que buscas un pensamiento fuera de la caja, más innovador o más transversal, la colectividad es impagable. Sin embargo, si buscas más profundidad, no tiene sentido. Al final, es cuestión de elección.

Y ahora, 3 años después y con proyectos importantes ya realizados ¿Cómo van las cosas?
No van mal. Avanzan a buen ritmo. Digamos que no nos podemos quejar, pero tampoco estamos dispuestos a pararnos.

Como responsable de esta startup y con experiencia en el mundo de internet qué puedes decir del movimiento 'startapero' en España
Hay ahora mismo una inflación bastante potente de startups y de capital. Y no es malo, ni lo uno, ni lo otro. Sin embargo, desde mi punto de vista, quizás con poca ambición. Hay mucha inversión y mucha startup pero con un objetivo de éxito a corto plazo. Lanzo la empresa y la vendo. Yo echo de menos a gente que quiera ir más allá. Montar una compañía para que acabe en bolsa y quiero plantarle cara al mercado internacional. Y podemos hacerlo. En nuestro caso tenemos el eje Europa-Latinoamérica con dos mercados potentísimos con los que España tiene conexión directa. Y esto es algo que debería estar en el ADN del movimiento startup español. Esto lo echo en falta, de verdad. Y junto a esta ausencia, la presencia masiva de proyectos facilones, aquellos con los que ir tirando, mucho e-commerce, apps, etc.

Tal vez en esto influye o es reflejo de la crisis que llevamos a la espalda y lo que muchos ya llaman burbuja de base tecnológica
En la actualidad hay mucha gente con ideas e inversión en fase de capital semilla que lo que consiguen es autoemplearse unos meses y luego se dan cuenta de que en el fondo emprender es muy duro. Uno de los aspectos de este proyecto de Talents United que más sorprende, y no sé si eso es bueno o malo, es el nivel de seniority del que gozamos, es decir, que todos los que conformamos Talents desde el principio tenemos detrás una experiencia muy contrastada. Al final yo echo un poco de menos esa madurez en el mercado.

A Talents United se le augura, tal vez por la idea en sí, por la profesionalidad de sus responsables, por su experiencia, por lo que supone de innovación el que alguien decida crear una plataforma digital para la cultura y la creatividad o quizás por todos estos factores, un futuro más que interesante. Al fin y al cabo, como señala Puchades, el objetivo de la startup no es tanto buscar clientes sin ton ni son para ganar mucho dinero, sino “aquellos a los que les apetezca 'jugar'”. Algunas marcas de recocido prestigio ya lo han hecho y, visto los resultados, parece que les convence la idea y se lo han pasado bien con Talents United.