Política

Destituida la jefa de Inspección de Trabajo de Toledo tras expedientar a una empresa de un familiar de un alto cargo del PP

Los subinspectores aseguran que la decisión del delegado del Gobierno ha “sido de naturaleza política”

0
Mié, 20 Jun 2012

La jefa de la Inspeccion Provincial de Trabajo de Toledo, Noelia Cano Martinez, ha sido destituida a peticion del delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Jesus Labrador, tras expedientar a una empresa propiedad de un familiar directo de un alto cargo del Partido Popular, lo que ha provocado las protestas de la totalidad de la plantilla de subinspectores, que han remitido un escrito al Ministerio de Trabajo donde denuncian que la “decision ha sido de naturaleza politica”.

Persecución política
Desde que el exconsejero de María Dolores de Cospedal fue nombrado delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, las quejas en la Administración central se suceden todas las semanas por el sesgo ideológico que impone Jesús Labrador, quien recientemente pidió la cabeza de la jefa de la Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social, Noelia Cano, por razones todavía desconocidas pero que para la plantilla de subinspectores obedece a una persecución política por demostrar la cesada independencia y profesionalidad.

Razones de un cese
Las razones, siempre según el escrito remitido al Ministerio de Trabajo por los 11 subinspectores de la dirección provincial toledana, hay que buscarlas en la decisión de la Inspección de Trabajo de tramitar “unos expedientes sancionadores a la empresa de un familiar directo de un alto cargo del Servicio Periférico de la Consejería de Empleo y Economía de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en la provincia de Toledo, quien ha intentado influir en la decisión de los funcionarios actuantes de la ITSS”, dicen los firmantes en su escrito.

Marcelino Casas, el alto cargo…
El alto cargo al que se refieren los subinspectores, según ha podido saber ELPLURAL.COM, no es otro que Marcelino Casas Muñoz, alcalde del PP durante 20 años de la localidad toledana de Miguel Esteban, y que tras su renuncia le sucedió en la Alcaldía su sobrino Pedro Casas, actualmente al frente del Ayuntamiento tras revalidar su triunfo electoral en mayo de 2011.

…Amigo de Tirado y Labrador…
Marcelino Casas es íntimo amigo del secretario general del PP castellano-manchego y presidente de las Cortes regionales, Vicente Tirado, además de mantener buenas relaciones con el citado delegado del Gobierno, el acaudalado Jesús Labrador. Afectos de los que Casas alardea en público y en privado, incluso en las dependencias de la Inspección de Trabajo, donde acudió varias veces para interesarse por determinadas actas de infracciones, señalan fuentes de la Inspección a ELPLURAL.COM.

…Tío del empresario sancionado
El interés y la preocupación de Marcelino Casas estaba claro: la empresa textil regentada por su sobrino carnal, Roberto Ortiz Casas, había recibido la visita de la Inspección de Trabajo que detectaron en el centro laboral a una menor extranjera de 14 años de edad y a una mujer con minusvalía psíquica que no estaba dada de alta en la Seguridad Social.

…Y Hermano de la encargada jubilada
No solo eso, los subinspectores también corroboraron en su expediente sancionador la presencia de Sandalia Casas Muñoz, madre del titular del negocio y hermana de Marcelino Casas, quien realizaba labores de encargada del establecimiento. Según las mismas fuentes, esta mujer, exadministradora de la empresa “Sandi Casas, S.L.”, está jubilada por el cese de actividad de la mencionada empresa, “por lo que recibe una pensión desde finales de 2009, retribución, que es incompatible con el desarrollo de un trabajo por cuenta propia”, matizan.

La insistencia de Marcelino
Las fuentes consultadas por ELPLURAL.COM no logran entender la actitud de Marcelino Casas, que a finales de noviembre de 2011 compareció en la Inspección de Trabajo con el libro de visitas de la empresa de su sobrino, manifestando que las dos personas que se encontraban en el taller no eran realmente trabajadoras de la empresa, preguntando a los inspectores encargados del caso si “se iba a extender actas de infracción”. Los dos funcionarios le dijeron que no tenían nada que comentar con él sobre el asunto y le remitieron a la Jefa de la ITSS de Toledo.

Sanción por 6.200 euros
El expediente siguió su cauce y se propuso una sanción por un importe de 6.200 euros, cuya resolución administrativa corresponde al Coordinador de la Consejería de Empleo, esto es, a Marcelino Casas, que todavía no ha dictado resolución y que de no hacerlo antes del 2 de agosto habrá prescrito. Las fuentes toledanas del ITSS, no entienden tampoco cómo Casas “no ha cumplido con la obligación de abstención a la que están sujetos las autoridades y el personal al servicio de las Administraciones cuando tengan un parentesco de consanguinidad con cualquiera de los interesados que intervengan en el procedimiento”.

Encontronazo con la jefa de la ITSS
Cuando el Coordinador Provincial de Empleo de Castilla-La Mancha no consiguió lo que perseguía, decidió finalmente mantener una entrevista con la jefa de la ITSS, Noelia Cano, quien requirió a Marcelino Casas mesura y que para cualquier contacto que tuviera con la Inspección se realizara a través de ella, algo que enfadó, “y mucho”, al responsable autonómico de Trabajo, añaden las fuentes.

La jefa cae en desgracia
La visita de Marcelino Casas a la jefa de la Inspección coincidió en el tiempo con la decisión del nuevo director general de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social del Gobierno de Mariano Rajoy de proponer a Noelia Cano como directora Territorial de la ITSS de Castilla-La Mancha. Pero no solo no fue vetado su nombramiento, además fue destituida, como ya hemos dicho de la Jefatura de Trabajo, cargo que abandonará a finales de este mes.
 

Marcos Paradinas es redactor jefe en ELPLURAL.COM