El Telescopio
El vibrador Lioness salió al mercado hace algunos meses y los datos que recaba sirven ahora para la exposición ARTGASM. (Foto: lioness.io)
El vibrador Lioness salió al mercado hace algunos meses y los datos que recaba sirven ahora para la exposición ARTGASM.
|
Fuente
:
lioness.io

El orgasmo femenino se convierte en arte gracias a la tecnología

Los datos que recoge el vibrador Lioness sirven para una exposición que se inaugurará en el CES 2018

23
Lun, 8 Ene 2018

Este martes arranca el CES 2018 (Consumer Electronics Show) en Las Vegas. Es la feria comercial por antonomasia del sector, no en vano de ella salen muchos de los dispositivos y gadgets que las principales marcas lanzarán a lo largo de este año.

Sin embargo, el CES, además de cabida para las presentaciones de los grandes monstruos de la tecnología, también hay espacio para conocer otras innovaciones que, por llamativas, se hacen con un hueco en la parte comercial de un sector que mueve miles de millones de euros.

Es el caso de ARTGASM, una exposición que debutará en la feria y que, a continuación, llegará a otros lugares. Su particularidad es que une dos conceptos bien conocidos: tecnología y orgasmo femenino.

Este proyecto se apoya en Lioness, un vibrador que, de la misma manera que las pulseras inteligentes que se utilizan a la hora de hacer deporte, recoge los datos de la usuaria gracias a un sensor de biorretroalimentación. Lo que han hecho sus creadores con ARTGASM es representar esos orgasmos de mujeres como si de obras de arte se tratara.

Según la información que recoge VentureBeat, la exposición viene a ser una especie de visualizador musical capaz de convertir esos datos en animaciones, tal y como se puede ver a continuación en el vídeo.

Tal y como aclaran sus creadoras, las creaciones artísticas representadas por círculos y otras figuras se corresponden con orgasmos reales de usuarias de Lioness.

Respaldo médico

Es solo un ejemplo más de la unión, cada vez más fuerte y fructífera –económicamente hablando- de tecnología y sexo. En esta ocasión, además, en palabras de la propia cofundadora y directora ejecutiva de la compañía, Liz Klinger, que recoge el mismo medio, se ha llegado al vibrador Lioness después de años de estudio y análisis.

Su desarrollo, según asegura, cuenta con el respaldo de expertos en investigación sexual y médicos, y el objetivo de ARTGASM es ofrecer a las mujeres “otra forma de ver, comprender y apreciar sus cuerpos y experiencias únicos”, señala en VentureBeat.

Tecnología española

Son muchos los ejemplos en los que los avances tecnológicos tienen una conexión clara con la práctica sexual. De ellos nos hemos hecho eco en la sección El Telescopio de ELPLURAL.COM.

Sin ir más lejos, uno de los más llamativos se fabrica en Galicia y tiene que ver con el descanso. Se trata del colchón Smarttress cuya principal cualidad es la detectar si alguien usa tu cama en horas en las que no estás en el hogar.

El gancho, tal y como señalan en su web, es saber si tu pareja te es infiel, para lo cual se sirven del lema: “Si tu pareja no es fiel, al menos que lo sea tu colchón”. De este modo, a través de diferentes sensores instalados en los muelles del colchón, se puede conocer por la presión (peso) si alguien se encuentra en él mientras tú no estás. Los datos, cómo no, llegan al usuario a través de su smartphone.

Probablemente sea solo una estrategia comercial, es este supuesto concreto, pero que sirve para demostrar el tirón de los asuntos relacionados con la sexualidad y los avances tecnológicos.

Por cierto que, en el caso de Lioness, los datos que ahora sirven para la exposición que se inaugurará en el CES 2018, en breve estarán a disposición de las usuarias del vibrador a través de una aplicación para dispositivos móviles.