La industria del vapeo se ha sumado a colaborar en la lucha contra el coronavirus, adaptando sus instalaciones de fabricación de líquidos para el vapeo para producir geles hidroalcohólicos. Esto lo han hecho con el objetivo de donar esta producción a hospitales, fuerzas de seguridad y los demás colectivos expuestos a un mayor riesgo de contagio, como es el caso de los transportistas que garantizan el suministro de bienes y servicios necesarios a la población.

La característica botella de los líquidos para cigarrillos electrónicos se convertirá en el envasado de estos geles certificados. Los fabricantes del sector han comunicado al Ministerio de Sanidad la capacidad de producción de geles hidroalcohólicos para la desinfección de las manos, con la maquinaria que normalmente utilizan para producir sus líquidos, además de haber recibido la Orden del Ministerio de Sanidad SND/233/2020, que les informaba de los stocks y la capacidad de fabricación de productos necesarios para la protección de la salud.

Más allá de esta obligación legal, muchas empresas del sector han comunicado su disponibilidad también a los departamentos de Sanidad de las Comunidades Autónomas y han donado gratuitamente los geles producidos a hospitales, cuerpos de la policía, transportistas y usuarios. El presidente de la Unión de Promotores y Empresarios del Vapeo (UPEV), Arturo Ribes, ha hecho un doble llamamiento a través de una nota de prensa: “Debemos poner nuestra capacidad de producción al servicio del bien común, cuyo primer objetivo en estos momentos es detener la extensión del coronavirus” y recuerda que “se deben obtener certificaciones europeas de productos y compañías, que son trámites rápidos y sencillos. El compromiso con la calidad y la seguridad es tan firme hoy como lo es siempre en este sector”.

El reparto comenzó en Sevilla, Granada, Madrid y Cataluña, con la entrega de más de 3.000 botellas de geles en varios hospitales y a las fuerzas de seguridad en distintas localidades. Esperan que en los próximos días se puedan donar más de 10.000 unidades. Aunque se encuentra la principal dificultad, que es la escasez de alcohol isopropílico, el principal ingrediente de los geles.

Por otra parte, el sector ha puesto en conocimiento también que se va a garantizar el suministro de productos de vapeo a través de la venta a distancia. Se ha puesto a disposición de los usuarios un listado completo de las tiendas de sus asociados donde se ofrece el servico.