El Gobierno dominicano ha salido al paso a los rumores que rodean las consecutivas muertes de turistas en hoteles de ese país centroamericano, y ha atribuido la "histeria" generada a una campaña de desprestigio contra la isla.

Carlos Suero, portavoz del Ministerio de Salud de República Dominicana, ha dicho  que "se trata de una histeria contra la República Dominicana para dañar nuestro turismo. Esto es una industria competitiva y nosotros tenemos millones de turistas porque somos un destino popular", afirmó a la cadena CNN.

El representante del Gobierno dominicano se ha referido a la investigación del FBI sobre las muertes de siete turistas en el último año y la posibilidad de que las bebidas de los minibares de los hoteles afectados estuvieran en mal estado. "Los resultados de los análisis son todos negativos. Todo: la comida, el alcohol, el aire, es normal, no hay ninguna alteración en el alcohol", ha afirmado.

"Con todos los turistas que llegan cada año, nos aseguramos siempre de cumplir los estándares internacionales en todo", ha añadido el portavoz de Sanidad, que ha destacado el hecho de que "las personas mueren en todo el mundo. Desafortunadamente, muy desafortunadamente para nosotros, estos turistas murieron aquí. Nosotros tuvimos el año pasado 14 muertes de viajeros estadounidenses, y nadie dijo una palabra. Ahora todo el mundo está haciendo un gran problema de esto".

Nueve muertes

El Departamento de Estado de Estados Unidos confirmó a principios de esta semana la novena muerte de otro turista, Joseph Allen, en Terra Linda Resort, tras el fallecimiento del hermano de una reconocida empresaria, que murió por un infarto en un resort. Está previsto que a finales de julio se hagan públicas los resultados de los exámenes toxicológicos de las personas muertas en la isla caribeña, según Whashington Post.

El Bahía Príncipe Hotels & Resorts ha admitido que en dos de sus complejos se han producido tres muertes de turistas, la primera de ellas el pasado 25 de mayo, cuando falleció "la señora Schaup-Werner, alojada en Luxury Bahia Principe Bouganvile (República Dominicana). A las dos horas de su llegada se encontró indispuesta, activándose los protocolos para estas situaciones. Se dio aviso al servicio médico del hotel, para ser traslada al hospital, pero lamentablemente falleció antes de su traslado" a causa de un infarto, según notificó la cadena hotelera.

Cinco días después, el matrimonio formado por Holmes y Day murieron en el Grand Bahia Principe La Romana.  "Los clientes se encontraban alojados en nuestro hotel, y con fecha de salida prevista para día 30 de mayo de 2019. Nuestro personal, al no registrar su salida y  siguiendo estrictamente las medidas de protocolo establecidas, accedieron a la habitación encontrando los dos cuerpos sin vida, y sin signo de ningún tipo de violencia", informaron desde el complejo hotelero.

El pasado lunes, se difundió que unas cincuenta personas de un viaje de grupo, procedentes de Estados Unidos, se sintieron enfermas en abril tras pasar una semana en el Hotel Riu Palace Maca de Punta Cana, según  publicó 'People. Dana Flowers, organizadora del viaje, apunta que muchos de los afectados siguen sin sentirse bien dos meses después. Ella misma, asegura, perdió algo más de siete kilos en poco más de dos semanas. El hotel afirmó que los huéspedes "venían de haber hecho una salida del hotel" cuando tuvieron que ser atendidos.