Los policías de Málaga están incómodos porque el Ayuntamiento les ha repartido los chalecos antibala, que llevaban dos años esperando, con un error ortográfico: llevan la palabra ‘polícia’, como se escribe en portugués con la tilde en la primera i, en lugar de ‘policía’.

"Dos años esperando los chalecos y mira lo que nos dan", se ha quejado un agente de la Policía malagueña en declaraciones a La Opinión de Málaga,


El Ayuntamiento prioriza la seguridad
El Ayuntamiento achaca el error al proveedor, una empresa finlandesa, y ha respondido ante las críticas que ha preferido "priorizar la seguridad del policía a la tilde”.El concejal del área de Seguridad, Mario Cortés, asegura que a finales de año habrá una nueva dotación de chalecos. Mientras, la Policía local se ha convertido en la comidilla de la ciudad de Málaga y de las redes.

La comidilla de las redes