Agentes de la Policía Nacional han detenido en una localidad próxima a Valencia a un hombre de 41 años que presuntamente colocó una cámara en los aseos de su lugar de trabajo y, tras ser descubierto, volvió a instalarla.

Las investigaciones se iniciaron cuando los agentes tuvieron conocimiento de la colocación de una cámara apuntando hacia el inodoro en el aseo 'unisex' del personal, por parte, supuestamente, de uno de los trabajadores, según han informado las fuerzas de seguridad en un comunicado.

Tras ser descubierto, colocó de nuevo la cámara, esta vez escondida en el interior de un casco de moto. Finalmente, los agentes detuvieron al hombre como presunto autor de un delito de descubrimiento y revelación de secretos.

El detenido no tiene antecedentes y ha sido puesto en libertad tras ser escuchado en declaración y advertido de la obligación de comparecer ante la autoridad judicial cuando sea requerido.