Los diferentes partidos están abordando la incierta situación política tras la fallida investidura de Mariano Rajoy y para ello este lunes se ha reunido la Comisión Permanente de la Ejecutiva Federal del PSOE. Del encuentro han salido dos líneas de trabajo claras: ahora se abre una ronda de diálogo con otras fuerzas para sondear opciones ante el bloqueo aunque sin crear "falsas expectativas" y el Comité Federal será consultado de nuevo cuando haya novedades tangibles que someter a discusión. La líder del PSOE andaluz y presidenta de la Junta, Susana Díaz, que llevaba un largo período sin aludir a la situación de la política nacional, había instado antes de la reunión a no especular con imposibles acuerdos a tres bandas entre PSOE, Ciudadanos y Podemos.

Diálogo pero rebajando expectativas sobre una posible alternativa
El propio secretario general socialsita, Pedro Sánchez, ha sido el encargado de explicar en rueda de prensa las conclusiones de la Comisión. Anunció así que va a abrir a partir de mañana una ronda de contactos "sin exclusiones" con el resto de fuerzas para intentar encontrar una solución al bloqueo político. Ha lamentado la "cerrazón" de Mariano Rajoy y su actitud de "cruzarse de brazos", por lo que abre este diálogo, pero ha aclarado que eso no supone que pretenda liderar una alternativa. "Voy a hablar con todas las fuerzas, desde los nacionalistas al PP, desde Podemos a Ciudadanos. Pero no me estoy postulando para liderar una alternativa, que quede claro", ha asegurado el líder socialista. En cualquier caso sí matizó que esa ronda no incluirá a EH Bildu"El PSOE no va a crear falsas expectativas, ni va a liderar ningún proyecto que esté abocado al fracaso", ha subrayado, auque tampoco ha descartado presentarse si tuviera los apoyos necesarios. 

Pide a C's y Podemos levantar sus "vetos cruzados"
El secretario general del PSOE ha pedido "ir paso a paso" y recabar primero la opinión de los partidos, al recordar que la responsabilidad de formar gobierno y evitar nuevos comicios es "de todos" aunque dejando claro que mantendrá firme el rechazo de su partido que Rajoy sea presidente, también después de las elecciones vascas y gallegas del 25 de septiembre. Su intención cuando hable con Rajoy será que éste le diga cuáles son sus planes para lograr los apoyos para formar gobierno. "Rajoy no se tiene que engañar. No le vamos a hacer presidente, eso que lo tenga claro. A partir de ahí, podemos hablar de todas las cuestiones", ha comentado. Al igual que quiere volver a reunirse con el presidente del Gobierno en funciones, Sánchez ha emplazado a los líderes de Podemos, Pablo Iglesias, y de Ciudadanos, Albert Rivera, a que hablen también entre ellos y "levanten los vetos" mutuos. "Ha llegado el momento en el que todos hagamos política grande, que pensemos en los españoles, que no nos miremos de reojo y que, sobre todo, no nos pongamos vetos cruzados", les ha exhortado. Según Sánchez, Ciudadanos no puede limitarse a apoyar al candidato que se presente a la investidura y Podemos, a votar en contra sin ofrecer una alternativa viable.

"Si el PP sigue enrocado en sus posiciones de culpar al PSOE de su fracaso y el bloqueo, las otras tres fuerzas políticas que estamos llamados a gobernar este país tendremos que hablar, dialogar y saber exactamente qué solución le podemos ofrecer al país", ha remarcado en su llamamiento a Iglesias y Rivera. El líder del PSOE ha incidido en que su partido va a actuar con "mucha generosidad y responsabilidad" y sin pretender "buscar culpables", lo que sí ha reprochado a Rajoy. Como ya hizo antes de la campaña electoral, Sánchez ha rechazado la posibilidad de que se opte, como fórmula última de consenso, por un presidente del Gobierno independiente. "La persona que lidere el país tiene que ser votada por los españoles", ha defendido. 

El Comité Federal se convocará cuando haya "soluciones" sobre la mesa
Ante la petición de algunos dirigentes socialistas, como el extremeño Guillermo Fernández Vara o el castellanomanchego Emiliano García-Page, para que se abra un debate en el seno del partido sobre cómo desbloquear la situación, Sánchez ha afirmado que reunirá al Comité Federal del PSOE una vez que haya "una alternativa al bloqueo". El secretario general no ha dado pistas de la fecha, si bien ha puntualizado que no va a depender de las elecciones vascas y gallegas del 25 de septiembre. "Convocaremos el Comité Federal cuando tengamos claro cuáles son las soluciones que ponen todos los interlocutores encima de la mesa y cuando haya novedades sobre cómo desbloquear la situación política a la que nos ha llevado el fracaso de la investidura de Rajoy", ha comentado. 

Sobre las voces que reclaman abrir el debate interno en el PSOE para estudiar una posible abstención ante el PP Sánchez ha recordado que ha sido el secretario general que más veces ha convocado al máximo órgano, de ellas, siete en lo que va de año: "Soy un Comité Federal andante". "Nunca he negado el debate, al contrario. He compartido las decisiones con el resto de compañeros y una vez que las hemos debatido, compartido y decidido, yo las he cumplido", recordó sobre la decisión de la Federal de votar 'no' a la investidura de Rajoy. En ese sentido insistió en que "cuando debatimos llevamos las decisiones a rajatabla, y eso es lo que estamos haciendo". 

El PSOE andaluz pide debate y advierte de que el pacto PSOE-Podemos-Cs es "imposible"
Las palabras de Sánchez han sucedido a las pronunciadas ayer por la presidenta andaluza, Susana Díaz, quien ha sostenido que con la actual situación política en España, a los socialistas les toca ahora "reflexionar y debatir". La presidenta de la Junta y líder del PSOE andaluz, Susana Díaz, rompió su silencio de mes y medio sobre la situación política nacional para decir ante los medios de comunicación que "socialistas apostamos por el interés de España y de Andalucía". El secretario de Organización del PSOE andaluz, Juan Cornejo, ha sido más explícito al tachar de "imposible" un posible pacto con Podemos y Ciudadanos. "Hay buena voluntad de la secretaría federal del partido, pero políticamente es inviable. No engañemos a los ciudadanos, no los distraigamos y no cansemos a la gente", ha señalado Cornejo, quien ha recordado el "veto cruzado" entre las formaciones de Rivera e Iglesias. Pero Cornejo ha abierto otra puerta instando a Rajoy a que "dé un paso atrás". "El gran problema es Rajoy, que es incapaz de sumar. Son unos soberbios, unos prepotentes, unos arrogantes que no se merecen gobernar este país. Rajoy quiere que lo voten por su cara bonita. Y mientras con una mano firmaba un pacto anticorrupción, con la otra colocaba al exministro Soria que está acusado de tener fondos privados en paraísos fiscales", ha alertado.