El líder socialista, que ha participado este domingo en la tradicional Fiesta de la Rosa de los socialistas vascos, ha mostrado su satisfacción y su emoción porque “la violencia ha desaparecido de Euskadi” y “se ha ido para no volver” gracias a la coincidencia de dos gobiernos socialistas, uno en Euskadi, presidido por Patxi López y otro en Madrid, presidido por José Luis Rodríguez Zapatero.

La llegada de la paz, la desaparición del terrorismo, así como la persecución de los actos de apología del terrorismo “ha sido posible porque hemos gobernado Euskadi y porque ha habido un lehendakari socialista”, dijo Rubalcaba, para quien “no es menor sacar a ETA, sus banderas y sus carteles de los balcones, ni limpiar esto de las calles de Euskadi y ganarlas para los demócratas”.

La oposición útil, que no traga
Rubalcaba ha puesto en valor la “oposición útil y responsable” que hacen los socialistas y su apuesta por el diálogo ante cuestiones como la reforma financiera, dejando muy claro que “dialogar no es tragar, ni asentir, sino discutir para pactar”.

Una reforma financiera no solo para los bancos
“Queremos dialogar y apoyar una reforma financiera” ha dicho Rubalcaba, pero “siempre y cuando no se piense sólo en los bancos”, sino que “se piense también en quien acude a los bancos, en quienes tienen hipotecas y no las pueden pagar; en quien ha suscrito acciones preferentes y se siente, con razón, engañado; en quien, como las pymes, necesitan crédito para crecer y crear empleo”.

Defender en Europa una misma política
Esa oposición responsable –explicó- también implica decirle “no” al Gobierno “cuando sus ajustes afectan a los derechos laborales, sanitarios y educativos”, o “cuando quiere pasar de puntillas sobre lo que ha pasado en Bankia” y sin aclarar “quiénes son los responsables o sin garantizar que los euros que entren van a salir sin pérdida alguna de dinero para el erario público”. Y decirle “si” al Gobierno cuando acepta nuestra propuesta de ir juntos a Europa a defender una misma política que es de izquierdas pero que, sobre todo, es la política de crecimiento que necesita España”.

El PSOE y el PP no son iguales
Rubalcaba ha recordado cómo Montoro presionó a Coalición Canaria para que no apoyara las medidas del Ejecutivo de Zapatero contra la crisis y cayeran así España y su Gobierno y aseguró que “nunca un socialista hará una afirmación de esa naturaleza” porque “no somos iguales, ni cuando gobernamos ni cuando hacemos oposición”.

El modelo de Euskadi, Andalucía y Asturias
En otro momento de su intervención, Rubalcaba se ha referido a las políticas que está aplicando el Gobierno del PP, y ha defendido que “hay otra forma solidaria y justa de salir de la crisis”, como demuestran los socialistas allí donde gobiernan: “en Euskadi, en Andalucía, en Asturias, en Francia y, pronto, en toda Europa”.