El segundo barómetro con intención de voto del CIS desde que Rajoy es presidente, realizado entre el 9 y el 17 de abril, se produce tras los duros ajustes llevados a cabo por su Gobierno, con medidas tan impopulares como el copago sanitario, la amnistía fiscal, la retirada de la tarjeta sanitaria a los inmigrantes irregulares o el recorte de 10.000 millones de euros en sanidad y educación.

El PSOE recorta distancias
El PSOE ha acortado distancias con el PP en estimación de voto, aunque el partido en el Gobierno, que ha perdido cuatro puntos respecto al resultado de las elecciones, le saca todavía once puntos. Así, los socialistas han recuperado 1,6 puntos respecto a enero, hasta llegar al 29,6%, mientras que los populares pierden 1,9 puntos y se quedan en el 40,6%. En comparación con el resultado de las elecciones del 20N, el PP tiene cuatro puntos menos y el PSOE casi un punto más (0,9).

Izquierda Unida sigue creciendo
La encuesta también refleja que Izquierda Unida sigue recogiendo apoyo ciudadano. La formación que dirige Cayo Lara tuvo una importante subida en las elecciones generales, pasando de dos a 11 diputados, y desde entonces no ha parado de subir. Ahora suma un voto estimado del 8,6%, lo que representa un 1,7 puntos por encima de lo que consiguió en los pasados comicios. Desde enero, la subida es de siete décimas. La suma de las intenciones de voto a PSOE e IU, las dos principales fuerzas de izquierda españolas, les situaría a sólo 2,4 puntos porcentuales del resultado obtenido por el PP.

Rubalcaba gana en valoración ciudadana a Rajoy
Respecto a los dos principales líderes políticos, Alfredo Pérez Rubalcaba gana en valoración ciudadana a Mariano Rajoy, aunque la calificación que el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) da a ambos ha bajado con respecto al anterior barómetro. Como en la pasada encuesta, ninguno de los políticos consigue el aprobado, y la más valorada sigue siendo la líder de UPyD, Rosa Díez, aunque también pierde apoyos. Rajoy obtiene una nota de 3,84, frente al 4,55 de enero, lo que le hace bajar del segundo al sexto puesto en la valoración, mientras que Rubalcaba, que ocupaba el cuarto lugar con un 4,25, obtiene un 4,11 y se sitúa por detrás de Díez.

Otras fuerzas políticas
UPyD, por su parte, pierde 0,6 puntos en relación a enero aunque con un 5,1 por ciento sigue por encima de los resultados de noviembre, cuando logró el 4,6 por ciento de los sufragios. Amaiur mejora dos décimas sobre la anterior encuesta, hasta el 1,3 por ciento, e iguala su resultado en los comicios del 20N. También han mejorado levemente los resultados de Convergencia i Unió (CiU), que gana cuatro décimas, hasta el 3,8 por ciento, aunque no alcanza los obtenidos en las urnas, donde consiguió el 4,17 por ciento.

Caída de los nacionalistas
El PNV pierde dos décimas con respecto a enero y se coloca en el 1,2 por ciento, una décima por debajo de su resultado electoral. Mientras, ERC consigue subir tres décimas respecto al anterior muestreo y está ya casi siete por encima de su porcentaje el 20N. Coalición Canaria, con el 0,3 por ciento, baja casi tres décimas su resultado en las elecciones; el BNG, también con el 0,3 por ciento, se sitúa cuatro décimas por debajo de noviembre. La encuesta del CIS da a Compromís el 0,8 por ciento; a Foro el 0,8 por ciento y a Geroa Bai el 0,3 por ciento.

Voto directo
En voto directo, que es el expresado por los 2.484 encuestados antes de su ponderación por los técnicos del CIS, el PP vencería en unas elecciones con el 24 por ciento de los votos, poco más de tres puntos que los socialistas, que se llevarían el 20,8 por ciento.

El primer barómetro, en febrero
El primer barómetro del CIS tras la victoria del PP, realizado a principios de febrero, recogía una pérdida de casi dos puntos, aunque el PP mantenía una diferencia de 14,7 puntos respecto al principal partido de la oposición. El PP obtenía el 42,7% de los votos, frente al 28% que conseguían los socialistas.

No aprueba ningún ministro
Ninguno de los miembros del equipo de Rajoy aprueba. El ministro mejor valorado sigue siendo el titular de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, con 4,31 puntos, y el peor, el titular de Educación, Cultura y Deportes, José Ignacio Wert, que recibe solo un 3,19.

Sáenz de Santamaría, en la segunda posición
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y la ministra de Fomento, Ana Pastor, se mantienen en segundo y tercer lugar, con un 4,22 y un 4,04, respectivamente.

Los económicos del Gobierno
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, que en el anterior sondeo se situaba en cuarta posición, con un suspenso de 4,87 puntos, ahora cae a la séptima posición, con un 3,77. En cambio, el titular de Economía, Luis de Guindos, que se situó en el undécimo lugar, con un 4,57, en esta encuesta sube dos escalones.

La encuesta también refleja una nueva subida de Izquierda Unida, que desde noviembre ha seguido sumando apoyos y logra ahora un voto estimado del 8,6 por ciento, 1,7 puntos más que en las elecciones y siete décimas por encima de enero.