Tras meses de enfrentamiento el escenario dentro de IU-Comunidad de Madrid (IUCM) se va recomponiendo aceleradamente en los últimos días. Tras la salida voluntaria hace un mes de Tania Sánchez, quien había sido elegida en primarias como la candidata a presidir la Comunidad, han llegado las expulsiones de los pesos pesados hasta ahora de la coalición en Madrid, Gregorio Gordo y Ángel Pérez. Pero seguía pendiente la cuestión del candidato al Gobierno regional -Mauricio Valiente del sector crítico y próximo a Sánchez se mantiene en la coalición como candidato al Ayuntamiento- IU ha dado esta tarde un paso en su reestructuración proponiendo al poeta y profesor Luis García Montero que sea su cabeza de cartel.

Apoyos el mundo de la cultura
El exmagistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón, cantautores como Joaquín Sabina, Luis Pastor y Pablo Guerrero o los actores Pilar y Carlos Bardem, entre otros, habían suscrito un manifiesto de apoyo a García Montero, quien esta tarde será propuesto como candidato de IU a la Comunidad de Madrid: "LGM: Luis Gana Madrid, para la gente". "Es necesario un llamamiento a todos los ciudadanos y ciudadanas de la Comunidad de Madrid, a su tejido social, a los movimientos organizados y a las formaciones políticas comprometidas con un proyecto de cambio; un llamamiento al esfuerzo por encontrarse en un proyecto que, de verdad, pueda situar a la política en el centro del debate", suscribían los firmantes de la carta. El manifiesto también ha sido apoyado por los poetas Marcos Ana, Paula Bolazongo y Fernando Valverde, la abogada Cristina Almeida, las periodistas Pilar del Rio y Teresa Aranguren, y el economista Juan Torres López, que junto a Vicenç Navarro fue artífice del programa marco de Podemos.

Dan por hecho el sí
El ofrecimiento se ha oficializado esta tarde por parte de José Antonio Moreno y Julián Sánchez-Vizcaíno, los candidatos en las primarias que fueron superados por Sánchez. Según Eldiario García Montero citando fuentes del entorno del poeta éste ha aceptado la petición para "liderar un proceso de confluencia que aglutine a la izquierda social y política madrileña que aspira a arrebatarle a la derecha" el Gobierno regional. Según Infolibre únicamente estaría pendiente de que se cumpliesen tres condiciones: que sea una candidatura "de unidad", que sea "cívica" y que está validada de alguna forma por la militancia.

Mucha tela por cortar todavía
García Montero ha hablado muchas veces de confluencia de la izquierda pero todavía es una incógnita sí la habrá con Podemos, aunque se interpreta que es un nombre que podría ayudar a la misma pero también la consistencia del tirón electoral a la coalición tras el varapalo de la salida de Sánchez. La excandidata de IU ha expresado de momento "todo mi respeto a las decisiones que tomen democráticamente las organizaciones políticas y, por lo tanto, si eso es lo que deciden los militantes yo lo respeto".