La querella, ordenada por la secretaria general del PP, Dolores de Cospedal, explica que el objetivo de la misma es frenar el “perjuicio irreparable a la buena imagen del partido” y va contra “cuantas personas físicas o jurídicas hayan participado en los hechos delictivos como autores (directos, cooperadores o inductores), cómplices y encubridores”, según cita El País.

Fitur
Además de la investigación sobre la presunta financiación irregular del PP valenciano, este caso analiza posibles delitos de prevaricación y cohecho por la contratación del pabellón de la Generalitat valenciana en Fitur durante cinco años consecutivos, de 2005 y 2009, por un importe total de cerca de cinco millones de euros a la filial de Gürtel en Valencia, Orange Market.

Una decena de cargos y excargos del PP, imputados
Aunque la querella se hace extensiva a cómplices, colaboradores e inductores de los posibles delitos, solo nombra explícitamente al líder de la trama, Francisco Correa, y a Álvaro Pérez, El Bigotes. Sin embargo, en la causa judicial abierta en el Tribunal Superior de Justicia de Valencia están imputados hasta una decena de cargos o excargos del PP valenciano, entre los que se encuentran cinco diputados y el extesorero del PP Luis Bárcenas, que también lo está en la causa inicial de Gürtel.

Las empresas que supuestamente financiaron el PP en Valencia
La demanda del PP tampoco nombra a las empresas que presuntamente financiaron al partido tegional, como Lubasa, de Enrique Ortiz, Facsa, Piaf, Pavimentos del Suroeste, Grupo Vallalba, Constructora de Hormigones Martínez e incluso Sedesa, el grupo empresarial propiedad de la familia del presidente de las Cortes valencianas, Juan Cotino.

El PP está personado en la causa inicial del caso
El PP ya está personado en la causa principal del caso Gürtel, en Madrid, donde se investiga la mayor parte de esta trama de corrupción. Su personación le permite tener acceso al sumario de primera mano y estar al tanto de las diligencias que van ordenando los jueces. Sin embargo, al abrirse este procedimiento en el Tribunal Superior de Justicia de Valencia, el instructor, José Ceres, exigió que, para mantenerse como parte en esta ramificación, presentara una querella, como finalmente ha hecho.