El consejero madrileño de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, durante la rueda de prensa que ofreció esta mañana. EFE El consejero madrileño de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, durante la rueda de prensa que ofreció esta mañana. EFE



No es el primer fin de semana que el consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, dedica a convocar una rueda de prensa para contrarrestar las protestas contra el plan de privatización aprobado por el Gobierno regional. Este domingo, mientras el centro de la capital era testigo de una nueva protesta multitudinaria de trabajadores sanitarios y de ciudadanos en general, Lasquetty ha optado por inventarse una ‘trama conspiratoria’ de sindicatos. Así, los ha acusado “manipular” a los trabajadores del sector para satisfacer “sus propios intereses”.

"Es falso" que la sanidad se esté vendiendo
Según Lasquetty, no hay motivos para futuras convocatorias de huelga y ha negado la evidencia de que el Gobierno regional planea dejar en manos privadas la gestión de seis hospitales y una veintena de centros médicos, al afirmar que es “falso” que la sanidad pública "se vende" y que la intención del Gobierno regional es precisamente "seguir trabajando" por una sanidad "pública y de calidad".

"No me planteo dimitir de ninguna manera"
Preguntado sobre la posibilidad de que presente su dimisión a raíz del conflicto con la Sanidad pública creado en la región, Lasquetty ha respondido que “de ninguna manera” se plantea dimitir.

La huelga, "una pelea entre sindicatos"
En la misma línea mantenida en otras ocasiones por él mismo y por el presidente madrileño, Ignacio González, de intentar desacreditar a médicos, enfermeros y trabajadores de la Sanidad en general por sus protestas, el consejero ha dicho que los anuncios de futuras convocatorias de huelga son "una pura pelea" entre organizaciones sindicales y que tienen que ver más con sus propios intereses. Además, considera que los profesionales sanitarios se ven "manipulados al servicio de intereses sindicales".

Defiende a Güemes
Fernández- Lasquetty ha salido en defensa de su antecesor en el cargo, Juan José Güemes, actualmente en la empresa Unilabs, que gestionará los análisis clínicos de seis hospitales. Esta compañía adquirió la firma a la que la Comunidad de Madrid adjudicó el servicio de análisis en 2009, cuando Güemes estaba al frente de la consejería de la Sanidad madrileña, según apunta El Mundo.
Sobre esto, y recurriendo a las críticas del PSOE, Fernández-Lasquetty ha optado por atacar a los socialistas, sobre los que ha dicho que no están en condiciones de dar “lecciones a nadie”.