El diputado del PSOE José Blanco, tras la rueda de prensa que ofreció en el Congreso sobre el 'caso Campeón' . EFE



El Tribunal Supremo, que ha investigado desde enero de 2012 las imputaciones vertidas contra Blanco por el empresario de Lugo Jorge Dorribo, investigadas en el caso Campeón, ha decretado el archivo del proceso y ha levantado todas las imputaciones sobre otras personas acusadas por Dorribo, entre ellas el exvicepresidente de Azkar, José Antonio Orozco.

Destacarta el delilto de cohecho
El juez José Ramón Soriano ha acordado dejar sin efecto su decisión de proponer a la Sala Penal que cursara al Congreso el suplicatorio necesario para poder juzgar al diputado socialista por tráfico de influencias. El archivo es consecuencia de la decisión tomada el pasado 18 de julio por la Sala Penal de estimar un recurso de la defensa de Blanco, Gonzalo Martínez-Fresneda, contra la imputación del diputado del PSOE. El magistrado, además de asumir el criterio de la Sala sobre el tráfico de influencias, descarta la existencia de un delito de cohecho.

Dorribo declaró que pagó a Blanco una comisión
El empresario Jorge Dorribo había declarado que en febrero de 2011 entregó un dinero a Blanco en la gasolinera de Guitiriz (Lugo) a cambio de que el entonces ministro de Fomento hiciera gestiones en los Ministerios de Economía y Sanidad para favorecer sus negocios.

El juez concluye que no hubo tal pago
El juez concluye que tras revisar numerosas declaraciones de imputados y testigos y las pruebas documentales del caso, “el resultado de todas ellas desvirtuó por completo que Blanco hubiera recibido cantidad de dinero de Dorribo en un área de Servicio de Guitiriz”.

Según el juez, “no existe documento alguno que avale las declaraciones de Dorribo, como tampoco las transcripciones de las llamadas telefónicas realizadas y recibidas por Jorge Dorribo, donde no se menciona pago alguno a Blanco”. Por otra parte, las pruebas periciales “demostraron que las cuentas de Jorge Dorribo en Andorra ‘no registran la salida de fondos’ a que éste se refirió”.

No hay ni el menor dato contra Blanco
El instructor también descarta que José Blanco fuera socio en la sombra de una empresa que se habría creado para importar a África medicamentos españoles caducados, según dijo Dorribo.
“No existe ni el menor dato de que Blanco fuera socio oculto de Salut d’Innovaciò”, afirma Soriano en su resolución, que concluye que “en definitiva, todas las diligencias practicadas en orden al delito de cohecho han dado un resultado negativo, no existe indicio alguno constatado de que [Blanco] hubiere cometido el delito”.