La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha abierto hoy la XX Interparlamentaria de la formación en Córdoba con un discurso que parecía una respuesta al enfrentamiento con José María Aznar del actual gobierno. La número dos ha reivindicado la política de un Ejecutivo “fuerte” y ha advertido de que el PP no es un partido de "sectarismos o divisiones", sino que "piensa en todos" y "no deja a nadie atrás". Además, ha recalcado que el PP defiende España y ha añadido que el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, tiene esa "vocación" por el país desde que formó su Gobierno en diciembre de 2011.

Unas palabras que se han interpretado como una respuesta a José María Aznar, al que no ha citado en ningún momento. El expresidente llamó este jueves a recuperar la "gran ambición" de España y advirtió además de que la política es un ejercicio de "integración" y no de "dejar a la gente en la cuneta", tras la ausencia de Rajoy y sus ministros en la presentación de su libro, de la que ha dicho que “toma nota”.

“Mirar por el futuro”
La 'número dos' del PP ha afirmado que el Ejecutivo de Rajoy está haciendo lo que ha hecho "siempre", que es "mirar por el futuro" de España y pensar en el "futuro" del país. "Quiero reivindicar esa intención", ha proclamado, para añadir después que su formación política es la que "necesita España y defiende España". "Y es el partido que con todos los ciudadanos va a recuperar España", ha exclamado.

Mirad al de al lado
Durante su intervención, Cospedal ha pedido a los parlamentarios del PP que miraran a su compañero de al lado. "Al que tenéis a un lado y al que tenéis al otro. Al que tenéis delante y al que tenéis detrás", ha dicho, para añadir que "todos" eran del Partido Popular, una formación política que tiene una gran responsabilidad porque muchos ciudadanos le han depositado su confianza.

“Sin sectarismos”
A renglón seguido, ha dicho que el PP representa a los españoles por igual, les hayan votado o no. "No somos un partido de sectarismos o divisiones, sino que quiere incluir a todo el mundo en este proyecto nacional que es España. Por eso hablamos de cohesión porque nuestro partido no deja a nadie atrás, sino que piensa en todos", ha aseverado. En este sentido, la número dos de los populares ha señalado que el PP es la formación que "defiende" España, algo que "quizá" no hagan otros. "Y España es exactamente lo que explica la vida del PP. Y éste es el orgullo que tiene este partido y ésa es nuestra gran responsabilidad", ha apostillado.

Un Gobierno “fuerte, responsable”
Cospedal ha señalado que los españoles quieren tener un Gobierno "fuerte, responsable" y que "sirva a los intereses de su país". A su juicio, ése es el Ejecutivo que hoy tienen los españoles y el que necesita España. "Desde que el PP ganó las elecciones y seguiremos haciendo, lo que estamos haciendo siempre es mirar por el futuro de nuestro país", ha abundado.

Vocación de Rajoy
La número dos del PP ha señalado que esa "vocación" la tiene desde el primer momento el Gobierno de Mariano Rajoy tomando decisiones para "rescatar a España del abismo en que la habían dejado la inacción, el cortoplacismo y la incompetencia del anterior Gobierno del PSOE". A su entender, el "buen gobernante" es el que trabaja "en el presente porque está pensando en el futuro" y el "mal gobernante" piensa solo en "salir airoso de su presente y le da exactamente igual el futuro de su país".

“Apuntalar el crecimiento”
Tras defender las medidas y reformas emprendidas por Rajoy, cuyo Gobierno ha "evitado" el rescate, ha insistido en que el Ejecutivo y el PP trabajan para "apuntalar" el crecimiento y "unir" al país, no para "desunirlo" como, a su juicio, hizo el anterior Gobierno del PSOE. "España hoy tiene esperanzas, lo que no tenía hace dos años", ha agregado.