La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, entre la alcaldesa Ana Botella y el presidente de la Comunidad, Ignacio González. / EFE-Archivo La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, entre la alcaldesa Ana Botella y el presidente de la Comunidad, Ignacio González. / EFE-Archivo



La semana posterior al día de la Hispanidad se le está atragantando a Mariano Rajoy. Incapaz de descongelar el diálogo con Artur Mas, que ayer desairaba públicamente a su vicepresidenta, ahora tiene que ver cómo el PP puede no ser el único partido que pesque en el río revuelto de las tensiones con Cataluña.

Vidal-Quadras amaga, Albert Rivera asoma...
Esta semana el presidente ha visto como un miembro de su propio partido, Alejo Vidal-Quadras, amagaba nuevamente con una aventura política propia con un discurso más 'españolista'. Y este viernes el líder de Ciutadans, Albert Rivera, presentaba Movimiento Ciudadano, una iniciativa que podría convertirse en proyecto político y con el que insta a "enterrar las dos Españas con siete llaves" y acabar con las "luchas identitarias" o territoriales.

... y UPyD amenaza
La puntilla a Rajoy llegaba con informaciones sobre el crecimiento de UPyD, que desde hace tiempo ha configurado un discurso centralista alternativo al del PP. Público apunta que la preocupación en Génova es patente a raíz de que sus encuestas internas les hayan alertado de que UPyD puede tener la llave de cuatro gobiernos regionales en las próximas autonómicas: la Comunidad de Madrid, la Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha y Murcia.

"Tenemos que preguntarnos qué hacer"
La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, se ha mostrado consciente del problema para su partido en una entrevista en Antena 3. Preguntada por si teme que la nueva plataforma de Ciutadans o UPyD quite votos al PP, Aguirre ha aclarado que no tiene nada en contra de la formación de Rivera y aunque ha defendido la actual mayoría absoluta de su formación, ha añadido que "bienvenidos" sean estos partidos con tal de que el PP "sea capaz de mantener a los electores" que les han apoyado. "Y si no somos capaces de mantener tenemos que preguntarnos qué tenemos que hacer", ha dejado caer.

Comprensiva con González y sus dificultades
La 'lideresa' se ha mostrado comprensiva a quien dejara al frente del Gobierno regional, Ignacio González, ya que según ella "le ha tocado gobernar en un momento muy difícil". Ha admitido que aunque las encuestas son "buenas" en Madrid la mayoría absoluta es una cosa "muy difícil de conseguir".