El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (d), junto al ministro de Defensa, Pedro Morenés, y el jefe del Estado Mayor de la Defensa, el almirante general Fernando García-Sánchez (i), durante la videoconferencia que ha mantenido hoy con las unidades españolas en misiones humanitarias y de paz en el extranjero para felicitar a las tropas españolas que pasarán la Navidad fuera de sus casas. EFE El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (d), junto al ministro de Defensa, Pedro Morenés, y el jefe del Estado Mayor de la Defensa, el almirante general Fernando García-Sánchez (i), durante la videoconferencia que ha mantenido hoy con las unidades españolas en misiones humanitarias y de paz en el extranjero para felicitar a las tropas españolas que pasarán la Navidad fuera de sus casas. EFE



Se han enfrentado a conflictos nacionalistas, terrorismo, piratería y catástrofes nacionales. Y en todas estas misiones, los militares y guardias civiles desplegados en el exterior han contribuido, según el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, a hacer de España y del mundo un lugar más seguro. Un año más, Rajoy ha felicitado por videoconferencia a las tropas españolas que pasarán la Navidad fuera de sus casas, un total de 1.742 hombres y mujeres integrados en alguna de los once misiones que se desarrollan en nueve países, con dos fragatas, un buque de acción marítima, un submarino y tres aviones (un T.10, un T.21 y 1 P.3 Orion).

A todos estos efectivos se ha dirigido Rajoy, en nombre de todos los españoles, para agradecerles públicamente el esfuerzo que realizan fuera de sus hogares "en beneficio de la seguridad internacional y de la propia seguridad de los españoles". España "es ya una gran nación". "Y lo es en gran parte por la entrega y vocación de servicio de las fuerzas armadas", ha aseverado Rajoy, acompañado por el ministro de Defensa, Pedro Morenés, y el jefe del Estado Mayor de la Defensa, el almirante general Fernando García-Sánchez. "Que nadie lo dude. Patrullando la línea azul en el Líbano, vigilando las aguas del Índico, atendiendo un hospital de campaña en Herat, instruyendo unidades en Koulikoro o sobrevolando el África Occidental, ustedes están defendiendo a España", ha enfatizado el jefe del Ejecutivo.

Justo cuando se cumplen 25 años de las misiones de España en el exterior, Rajoy ha querido resaltar los resultados de este largo camino recorrido, "de constante adaptación y de gran hacer": el "reconocido prestigio" que ha conseguido nuestro país en las organizaciones de seguridad, entre los propios españoles y en los países donde ha exportado estabilidad, seguridad y paz. Tanto es así, que su contribución ha resultado esencial para que, en el año que va a comenzar, España ocupe un asiento en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y para que sea un aliado "fiable" en la OTAN y la Unión Europea.

Desde Angola en 1989 a la República Centroafricana este año, más de 142.000 hombres y mujeres han estado presentes en más de 50 países de cuatro continentes, han realizado más de 22.000 patrullas, recorrido 32 millones de kilómetros con 4.000 días de mar y 32.000 horas de vuelo y puesto en marcha mas de 1.200 proyectos de cooperación.

Además, ha recordado Rajoy, han prestado atenciones sanitarias a mas de 8.000 civiles y distribuido ingentes toneladas de ayuda humanitaria. "Se han enfrentado a conflictos nacionalistas, a terrorismo, piratería o catástrofes naturales; y en cada una de estas tareas han demostrado eficacia y una enorme capacidad para modificar procedimientos y organización, adaptándose a las circunstancias de cada escenario", ha apostillado.

Y no se ha olvidado Rajoy de los 167 hombres y mujeres que "se han quedado en el camino, llevando hasta sus últimas consecuencias el compromiso que empeñaron jurando la bandera de España". "Con su sacrificio y entrega, han hecho del mundo y de España un lugar más seguro", ha dicho el presidente en homenaje a todos ellos.

Tampoco lo ha hecho de las familias de todos estos militares desplazados en el exterior, a los que ha manifestado su "afecto y admiración".
Les ha recordado que su misión no se da por cumplida hasta que regresen a España con sus familias, y les ha deseado que tengan una feliz Navidad y que tengan "lo mejor para todos en el año 2015 y un buen servicio y fin de misión". Desde Mali, pasando por la República Centroafricana, Gabón, Afganistán, Bosnia, Somalia, Senegal, Líbano y Yibuti, hasta la Antártida, los mandos de las tropas han agradecido el respaldo del presidente del Gobierno y han asegurado que siempre sienten muy cerca el calor de los españoles. Pese a la tristeza de no poder pasar la Navidad con sus seres queridos, han expresado su orgullo de poder servir a España a miles de kilómetros de distancia y han reconocido sentirse "plenamente arropados" por "esta otra patria" que han formado en esas misiones.