Pero más allá del título, muy pronto el señor Catela Mareos iba de lo divino a lo humano y daba con la tripa del asunto. Escribía entonces, recogiendo una mentira que pulula mucho por determinada prensa y determinado discurso político, esto:

La Iglesia, que no paga, dice que no paga nadie
“El primer bulo que hay que desmentir es que «todo hijo de vecino» paga el IBI. No lo pagan, por ejemplo, los partidos políticos, los sindicatos, los locales de la Cruz Roja, las fundaciones, los consulados, las federaciones deportivas, las embajadas, los terrenos de la RENFE, los inmuebles destinados a usos religiosos de las comunidades hebreas, musulmanas o evangélicas, y otras muchas instituciones en virtud de la Ley 49/2002, denominada Ley de Mecenazgo. Con todas ellas, la Iglesia católica comparte el régimen fiscal especial que se concede a entidades sin fines lucrativos, como puede verse en el Título II de la citada Ley”.

En UGT al leer que había ‘un “pecador” que cree que todos son de su condición’, se molestaron y decidieron responder. En el mismo periódico. Y Javier Cubillo, Secretario de Organización y Comunicación de UGT, mandó a ‘El Mundo’ una carta abierta. En el diario de Pedro J. aceptaron publicarla, pero no sólo sin la relevancia del artículo del portavoz de los obispos –la publicaron entre las Cartas al Director-, sino que además decidieron ‘peinar’ la contestación y recogerla ‘de aquella manera’.

En ELPLURAL.COM les reunimos las dos notas. La que publicó ‘El Mundo’, y la que les envió UGT y que en el sindicato no titularon como “UGT ‘paga sus impuestos’”, sino más concretamente, como "UGT paga el IBI".  

La carta que envió UGT
El director de la Oficina de Información de la Conferencia Episcopal Española, Isidro Catela Marcos, firma hoy un artículo en El Mundo, “Deus ibi est” (Dios está allí) en el que asegura que al igual que la Iglesia, y en virtud de la Ley de Mecenazgo, ni los partidos políticos, ni los sindicatos,… ni un largo etcétera, no pagan el IBI.

UGT SÍ paga el IBI y las tasas municipales en todos los edificios de su propiedad, de acuerdo con la normativa vigente. Lo paga ‘religiosamente’ y, por eso, no entendemos porque responsable de “Información” de la Conferencia Episcopal Española menciona a UGT para justificar algo que, al parecer, la Iglesia no hace.

No sólo la Iglesia- como el Sr. Catela enumera en su artículo- está haciendo esfuerzos en esta situación económica. Todo el mundo estamos intentando evitar que haya “nuevos pobres”, pero pagamos nuestros impuestos para contribuir a que haya una protección social adecuada, entre otras cosas.

El Sr. Catela debería reflexionar sobre esto y confesar por qué la Conferencia Episcopal Española, presidida por el cardenal Rouco Varela, no pone el grito en el cielo, contra una reforma laboral que genera más desempleo y pobreza y está perjudicando a cientos de miles de familias.

(José Javier Cubillo, Secretario de Organización y Comunicación de UGT)

La carta como la publicó ‘El Mundo’
Sr. Director:

El director de la Oficina de Información de la Conferencia Episcopal Española, Isidro Catela Mareos firmaba ayer una tribuna en EL MUNDO, Deus ibi est, donde asegura que al igual que la Iglesia, y en virtud de la Ley de Mecenazgo, ni los partidos políticos, ni los sindicatos ni un largo etcétera pagan el IBI.

UGT si paga el IBI y las tasas municipales en todos los edificios de su propiedad. Lo paga religiosamente, y no entendemos por qué el responsable de Información de la Conferencia Episcopal menciona al sindicato para justificar que la Iglesia no abone el tributo.

No sólo la Iglesia, como Catela dice, está haciendo esfuerzos en esta crisis. Todos intentamos evitar que haya nuevos pobres, y pagamos nuestros impuestos para contribuir a que haya una protección social adecuada.

Catela debería reflexionar sobre por qué la Conferencia Episcopal no pone el grito en el cielo contra una reforma laboral que genera más desempleo y pobreza y está perjudicando a miles de familias.

José Javier Cubillo. Secretado general y director de Comunicación de UGT.