Albert Rivera y Ciudadanos han basado su ascensión en las encuestas en base a dos mantras: Venezuela y Cataluña. Siempre que han podido, han manifestado su apoyo al opositor venezolano Leopoldo López, y por ende su crítica a Nicolás Maduro, y siempre que han podido han criticado al Govern y por ende su postura en contra de la liberación de los "presos políticos". 

En una de estas manifestaciones en contra del mandato de Nicolás Maduro, Rivera y la esposa de López, Lilian Tintori, se encontraron en la Puerta del Sol. Ocurrió hace poco más de dos años (concretamente el 7 de junio de 2016), y junto al lider de Ciudadanos acudieron otros políticos españoles como la expresidenta de la Comunidad de Madrid Cristina Cifuentes o el exvicesecretario de organización del PP Fernando Martínez-Maíllo.

A favor de los presos políticos... de Venezuela

Se trataba de un acto organizado por Venezolanos en España y que bajo la campaña 'Recate Venezuela' pretendían recoger medicamentos para enviar al país latinoamericano. Bajo este contexto, Rivera lanzó un duro alegato a favor de López en el que reclamó la liberación de éste y de todos los "presos políticos" de Venezuela para emprender una negociación en "condiciones ecuánimes" entre la oposición y el gobierno de Maduro. 

"No puede haber diálogo si una parte de los que tienen que dialogar está en una celda", proclamó el líder de la formación naranja. 

Albert Rivera (izquierda) junto a Cristina Cifuentes (centro) y varias pancartas. Fuente: EFE

Ahora, dos años más tarde, y sin que la situación en Venezuela haya cambiado, estas palabras y las imágenes de Rivera junto a pancartas que exigían la liberación de los presos políticos se han vuelto a su contra