La Delegada del Gobierno, Cristina Cifuentes, ha hecho un balance "muy satisfactorio" de cómo se está desarrollando el aniversario del 15M, ya que se ha podido conjugar el derecho de manifestación con la salvaguarda del orden público, y ha subrayado que la actuación policial está siendo "impecable". En declaraciones en Onda Cero, la Delegada del Gobierno ha opinado que el movimiento 15M "no es tan desorganizado como quiere dar a entender", e incluso cuenta con cobertura económica, y ha afirmado que ya no tiene que ver con movimientos sociales, sino con ideología de extrema izquierda y antisistema.

"Se ha ido desinflando"
Cifuentes ha recordado que en el desalojo de ayer en la Puerta del Sol hubo 18 detenidos, de los cuales 9 ya están en libertad y el resto -muchos de ellos con antecedentes policiales y penales, ha asegurado-, pasarán a disposición judicial. Por el contrario hoy, ha proseguido, el desalojo se ha llevado a cabo con mucha menos gente y, según ha afirmado, sólo ha habido un detenido. Asegura que el hecho de que el domingo hubiera menos gente en la Puerta del Sol en comparación con el sábado demuestra que el fenómeno "se ha ido desinflando".

En la línea del discurso del PP
La delegada asegura que las asambleas a las que asistió -asegura que no iba disfrazada aunque algunos medios sí apuntaron que iba "de incógnito"- le han dado "conocimiento de causa" y que ella percibió "cierta ingenuidad" en los planteamientos políticos y también "radicalidad ideológica". Si en sus comienzos en 15M tenía que ver con movimientos sociales, ha dicho, hoy está "muy ideologizado", con una tendencia hacia la extrema izquierda y, en ocasiones, próximo a los grupos antisistema, por lo que ha asegurado no estar de acuerdo con "casi nada" de sus planteamientos. En la misma línea, el excompañero de Cifuentes en la Asamblea y actual portavoz del PP en la cámara regional, Íñigo Henríquez de Luna, ha asegurado que el 15M, "que al principio aglutinó planteamientos interesantes que a todos nos hicieron reflexionar, le ha pasado como al PSM de Tomás Gómez, que empezó moderado y se ha radicalizado, y los dos se han quedado bastante solos".

Reacciones en las redes sociales
Pero después de la actuación policial durante el fin de semana Cifuentes está siendo muy criticada en las redes sociales. En Twitter se está exigiendo su salida de la delegación de Gobierno con el hashtag #CCifuentesdimisión, que ha sido uno de los más difundidos hoy. Algunos tuits apuntan ejemplos de excesos policiales en los últimos días.



PSM: La delegada "ha rozado el ridículo"
Por su parte, el portavoz del grupo socialista de la Asamblea de Madrid, José Quintana, ha recordado que "los dirigentes y las personas que tienen responsabilidades de gobierno están en la obligación de ponerse en clave de Constitución, no en clave partidaria, por eso me parece bastante ridícula la posición que han mantenido la delegada del Gobierno y el Ministerio del Interior". Para el PSOE, "se ha intentado criminalizar a este movimiento y transmitir toda una estrategia del miedo", aunque este fin de semana se ha "visto que no ha servido y se ha rozado el ridículo limitando primero a las diez de la noche la concentración y posteriormente a las doce".

IU: "Ejemplo de civismo y de manifestaciones pacíficas"
También el grupo parlamentario de IU ha criticado la actuación este fin de semana de la delegada, ya que el primer aniversario del 15M "ha sido un ejemplo de civismo, de manifestaciones pacíficas y no ha habido ningún tipo de violencia más que la de las fuerzas de orden publico en la madrugada". El portavoz en la Asamblea de la coalición, Gregorio Gordo, advierte de que "intentar buscar la criminalización de estas manifestaciones lo único que persigue es el objetivo político de denostarlas, sin ningún tipo de razonamiento mas allá que la presunta culpabilidad que se le adjudica a la gente que protesta contra el Gobierno". Por su parte, el portavoz de UPyD, Luis de Velasco, ha opinado que el movimiento 15M "mantiene su impulso" y ha hecho un "balance satisfactorio" de las concentraciones en Madrid.