En un acto con militantes del PSOE en un céntrico hotel de Córdoba, con todas las sillas ocupadas y con afiliados de pie y fuera del auditorio, Chacón ha pintado un retrato de lo que suponen las políticas de derechas en las comunidades autónomas donde gobierna el PP, como en Galicia, donde "Feijóo llegó al gobierno prometiendo que en 46 días iba a acabar con el paro", que ahora está por encima de la media del resto de comunidades, "olvidando además decir que le iba a quitar la sanidad a los parados".

Las maltratadas en Castilla-La Mancha
Luego se refirió a Castilla-La Mancha y a su presidenta, María Dolores de Cospedal, "la defensora de los trabajadores y de las clases medias -ironizó de nuevo entre risas de los asistentes-, que lo que no contó es que una de las primeras decisiones que iba a tomar era cerrar las casas de acogida para las mujeres maltratadas".

“Hachazo fiscal”
Después, Chacón, que ha estado arropada por la presidenta del PSOE andaluz, Rosa Torres, por el vicepresidente del Gobierno de Navarra, Roberto Jiménez, y por las exministras Rosa Aguilar y Carmen Calvo, ha recordado que "Mariano Rajoy, después de decir todo aquello de que no subiría los impuestos, que no tocaría las pensiones y que los jóvenes eran su prioridad, decide aplicarnos este hachazo fiscal a trabajadores, clases medias, pensionistas y jóvenes, y pedía además un gobierno que diera la cara, y mi pregunta es, dónde se ha metido Mariano Rajoy, que a la hora de la verdad nos manda a Montoro".

No será fácil engañar a los andaluces
"Y después de tanto engaño -ha proseguido- ahora los vuelven a intentar, como siempre, con Andalucía", y para ello no le ha importando al Gobierno del PP retrasar "la aprobación del presupuesto hasta el día 26 de marzo, para engañar a los andaluces antes de que voten en las urnas el día 25, pero no vamos a pasar por ahí, no va a ser tan fácil engañar a los andaluces".

Las averías del PSOE
Chacón, que antes de su intervención se había reunido con militantes de JSA y después con los 20 delegados que el PSOE de Córdoba llevará al congreso federal, ha reconocido que en su partido, han "tenido averías, la primera cuando hace dos años la gente nos decía en la calle y en las encuestas que no estábamos acertando, pero no quisimos escuchar, luego vino la segunda avería, con las elecciones municipales, cuando muchos alcaldes, con brillantes gestiones, perdieron sus municipios por la crisis, y tampoco quisimos escuchar, y después vino la tercera avería, en la que dejamos el doble de votos que en la anterior, cuando perdimos 4,5 millones de votos".

“Sabemos ponernos en pie”
"Y yo os digo -ha culminado-, no esperemos un aviso más, levantémonos, escuchemos a esa sociedad, que es distinta, que tiene retos distintos, que espera soluciones diferentes y digámosle desde este partido que sí, que sabemos levantarnos, que sabemos ponernos en pie, que lo vamos a hacer ya, que vamos a ser capaces de ser alternativa para dar respuestas".