La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha acusado al PP de apropiarse de los símbolos nacionales cuando son de todos los españoles y de los 40 años de democracia, un tiempo de "paz, libertad y pluralidad" que a los populares, ha añadido, "les queda grande".

Calvo ha respondido así a la pregunta del portavoz del PP en el Senado, Ignacio Cosidó, durante el Pleno de control al Gobierno. Cosidó había registrado una pregunta genérica sobre la fiabilidad del Ejecutivo, pero ha aprovechado su turno para exigir la dimisión o la destitución del portavoz del PSOE en la Cámara Alta, Ander Gil, por sus declaraciones sobre el acto de Alsasua convocado por Ciudadanos y apoyado por PP y Vox en respaldo a la Guardia Civil.

Gil aseguró que la concentración sirvió para "agitar el odio" en la localidad navarra y añadió que en ella participaron quienes "nunca tuvieron que mirar por la mañana bajo su coche", entre otras cosas. Cosidó le ha acusado ante el Pleno de insultar a las víctimas del terrorismo y de ponerse del lado de los que en Alsasua insultaron a los manifestantes, por lo que ha pedido que sea desautorizado o destituido.

La vicepresidenta ha expresado el respaldo "absoluto" del Gobierno a Ander Gil y le ha respondido a Cosidó que el PSOE ha perdido a muchas víctimas de ETA como para que el PP "vaya tan lejos en el insulto".

"Dejen ustedes de utilizar a las víctimas de ETA y a las fuerzas de seguridad de este país, dejen de utilizar su bandera y sus símbolos porque son de todos y no les pertenecen, son patrimonio de 40 años democracia, paz, libertad y pluralidad y a ustedes esto les queda grande", ha añadido la vicepresidenta.

"Antología de disparates"

Cosidó ha acusado a Calvo por su parte de haber perdido "toda credibilidad" y de sumar disparates a "una antología abultada en su caso". El último, ha dicho el portavoz, la matización del Vaticano al anuncio de la vicepresidenta de que el Gobierno y la Santa Sede trabajarían juntos para convencer a la familia Franco que buscara un lugar alternativo a la cripta de La Almudena para enterrar al dictador.

"No tienen la confianza de los ciudadanos ni la legitimidad de las urnas", ha añadido el portavoz del PP, que ha exigido una vez más al Gobierno que convoque elecciones. "Además, su amigo Tezanos les dice que las van a ganar", ha ironizado Cosidó, en referencia a la vinculación con el PSOE del nuevo director del CIS.