Pinchos de tomates cherry con mozzarella y orégano.
¿Con qué?
Dos docenas de tomates cherry, dos paquetes de mozarela, orégano, aceite de oliva, vinagre de Módena y sal.
¿Cómo?
Seguimos con los platos fáciles para estos días de vacaciones y frescos por el calor que nos acucia. Para esta propuesta es conveniente disponer de pinchos de madera, a falta de esto valen los palillos. Pinchamos los tomatitos, enteros o partidos por la mitad mezclado con dados de queso mozarela, aliñamos con sal, vinagre, orégano y aceite de oliva. Colocamos en el centro de la mesa para que cada comensal se sirva.

[[{"type":"media","view_mode":"media_large","fid":"40568","attributes":{"class":"media-image alignleft size-thumbnail wp-image-16707","typeof":"foaf:Image","style":"","width":"150","height":"150","alt":"Lasa\u00f1a en el horno"}}]]

 

Lasaña de salmón.
¿Con qué?
Un paquete de lasaña -pasta- un bote de tomate triturado, cuarto de lomo de salmón, un calabacín, aceite de oliva, mantequilla, harina, queso rallado, leche, cebolla y sal.
¿Cómo?
Pochamos la cebolla cortada en dados y cuando esté tierna, añadimos el bote de tomate triturado y los dejamos que se haga suavemente a fuego lento, veinte minutos. Entretanto cortamos el salmón en láminas finas, al igual que hacemos rodajas del calabacín, preparamos la bechamel, en la forma habitual que otras veces ya hemos explicado. Echamos un poco de bechamel sobre la fuente de horno, ponemos una capa de pasta preconizada, salsa de tomate, lonchas de calabacín –sugiero solo dos capas-, salmón, bechamel y queso rallado, de nuevo pasta preconizada y repetimos las capas que deseemos. Introducimos la fuente en el horno a 190º C durante veinticinco minutos; apagamos, esperamos cinco minutos y servimos.

Melocotones de Calanda.