Berenjenas rebozadas y pimientos fritos.
¿Con qué?
Una berenjena grande, media docena de pimientos al gusto -italianos son muy apropiados- aceite de oliva, pimienta, dos huevos, harina de maíz y sal.
¿Cómo?
Cortamos la berenjena en rodajas finas y la rociamos con un poco de limón. Cortamos los pimientos en tiras y los freímos en poco aceite a fuego bajo durante diez minutos, salamos y reservamos. En la misma sartén con bastante aceite muy caliente freímos las rodajas de berenjena después de pasarlas por la harina de maíz y el huevo batido. Salpimentamos y servimos berenjenas y pimientos.



 

Lasaña de rabo de ternera.
¿Con qué?
Un paquete de lasaña -pasta- un kilo y medio de rabo de ternera, una lata grade de tomate triturado, medio calabacín, harina, aceite de oliva, queso rallado, dos hojas de laurel, una copa grande de vino blanco seco, una cebolleta y clavo.
¿Cómo?

El día anterior cocemos, en la olla exprés, el rabo de ternera con bastante agua, el vino, dos hojas de laurel y la cebolleta tocada por dos clavos: quince minutos, dejamos enfriar y mantenemos cerrada la olla toda la noche. Al día siguiente sacamos el rabo y lo deshuesamos, reservamos el caldo para cualquier uso posterior. Preparamos la salsa de tomate pochando la cebolleta cortada en dados y cuando está trasparente añadimos el tomate triturado, salamos y pellizcamos de azúcar y dejamos que se haga lentamente durante quince minutos. En otra sartén preparamos la bechamel, con aceite, dos cucharadas de harina, leche y sal. En una fuente de horno vertemos tres cucharadas de bechamel y colocamos una primera capa de pasta, echamos salsa de tomate y carne de rabo de ternera, vertemos bechamel, una capa de rodajas de calabacín muy finas, queso rallado, cubrimos con pasta y vuelta a empezar las capas que deseemos, en la última cubrimos bien de queso rallado e introducimos en el horno a 180º C durante veinticinco minutos. Apagamos, reposa cinco minutos y servimos.

Uvas de mesa.