Para el camping, para la playa o para cualquier escapada, una nevera portátil es un accesorio útil que conviene tener a mano. Hay neveras de muchos tamaños y materiales, pero ten en cuenta que una nevera grande será más pesada y aparatosa de llevar (si, por ejemplo, tienes que llegar andando a la zona donde vas a comer). Por otro lado, una nevera muy pequeña puede quedarse corta si sois muchos. Además, si quieres optimizar su capacidad de enfriamiento no conviene llenarlas hasta arriba.

A la hora de clasificar las neveras portátiles, podemos hablar de neveras con tecnología de enfriamiento y neveras tradicionales.

Nevera portátiles tradicionales

Son las más cómodas y ligeras, y también las más baratas, pero comienzan a consumir el frío desde el momento en que las preparas. Consisten en un recipiente con un aislante térmico en el que se introducen los alimentos que se quieran mantener frescos; para enfriar alimentos hay que incluir hielo o acumuladores de frío, que también ayudan a mantener la temperatura durante más tiempo. Como son estancas se puede introducir el hielo sin temor a las fugas de agua.

1. Outsunny Nevera Termo 28L con Ruedas Convertible en Mesa

Lo mejor: mesa, sillas y nevera todo en uno, plegable y con ruedas ideal para ir de camping o a la playa.

Lo peor: las sillas son un poco pequeñas, más adecuadas para los niños que para los adultos.

Compra aquí

2. Destello S.L. Nevera portátil 32 L Azul

Lo mejor: es amplia y conserva muy bien el frío

Lo peor: al no tener ruedas es un poco incómoda de transportar

Compra aquí

3. Coleman Cool Box 30QT - Nevera portátil, Enfriador de Alto Rendimiento, Capacidad de 28 litros

Lo mejor: aislamiento de espuma para mantener el contenido refrigerado hasta dos días.

Lo peor: la parte superior se calienta mucho si le da el sol directamente.

Compra aquí

4. Cao 464 Nevera portátil Azul/Blanco

Lo mejor: capacidad de 80 litros, conserva el frío hasta 35 horas, y tiene dos asas y ruedas para facilitar el transporte.

Lo peor: algunos usuarios consideran que el asa está demasiado baja para resultar cómoda.

Compra aquí

Acuérdate de comprar acumuladores de frío para tu nevera portátil. Son reutilizables y más cómodos que el hielo, porque no se derriten. Solo tienes que meterlos en el congelador durante unas horas y estarán listos para usar.

Bolsa de Hielo Absorbente Reutilizables

Las tenemos en forma de pequeñas bolsas, que aunque funcionan muy bien y son flexibles, al ser de plástico como las de las bolsas de supermercado, se pueden romper y salirse el gel acumulador.