Los helados son sin duda los reyes del verano, y si nos gusta la cocina siempre llega ese momento en que queremos probar a elaborar helado casero. Aunque es posible hacerlo sin ningún equipo especial, usar una máquina de helados ayudará a conseguir un resultado mucho mejor. Las heladeras consisten en un recipiente refrigerado donde se echarán los ingredientes y unas aspas movidas por un motor que removerán esa mezcla de forma continuada mientras el frío del recipiente la congela, en lo que se conoce como mantecación. El movimiento continuo de las aspas reduce los cristales de hielo, generando esa textura cremosa que reconocemos en el helado de calidad. Si se quiere reducir aún más los cristales de hielo, es imprescindible utilizar azúcar invertido (bien comprándolo o bien elaborándolo en casa).

Heladeras sin compresor

Las heladeras sin compresor tienen un bol refrigerante que debe ser introducido en el congelador unas horas antes de la preparación del helado (nosotros recomendamos 24h); y una vez preparado el helado, hay que introducirlo otro par de horas en el congelador para que acabe de conseguir la textura adecuada. A cambio tienen un tamaño reducido y caben en cualquier cocina. El tiempo de preparación del helado son 15-30 minutos una vez introducidos los ingredientes, y suelen traer un pequeño recetario. Los accesorios son desmontables para facilitar la limpieza.

Este tipo de heladera es para ti si solo quieres hacer helados de manera ocasional, y son las más económicas.

1. Aicok 1.5 Litro Maquina de Helados con Temporizador para Hacer Helado

Lo mejor: El material es de buena calidad, duro y resistente. No se se daña con facilidad.

Lo peor:  A simple vista puede parecer poco robusta.

 

2. Ariete 642 Heladera eléctrica gran gelato

Lo mejor: Sencilla y fácil de usar.

Lo peor: Al no tener temporizador hay que estar atentos para ver cuando acaba de batir el helado.

 

3. Taurus Tasty Ncream Heladera

Lo mejor: Fácil de usar y limpiar.

Lo peor: El plástico que usa para las palas se puede romper.

 

 

4. MVPOWER Heladera 2L de Acero Inoxidable

Lo mejor:  Al ser de acero inoxidable es un poco más robusta que las anteriores.

Lo peor: Es un poco ruidosa

 

 

5. Máquina de helados Princess 282605

Lo mejor: Temporizador que te avisa cuando el helado está hecho.

Lo peor: No es fácil montar y desmontar

 

 

 

Heladeras con compresor

Las heladeras con compresor ya tienen un refrigerador integrado, así que no requieren que congeles previamente el recipiente y con ellas puedes hacer helado en cualquier momento. El tamaño y peso de la máquina suele ser superior al de una heladera sin compresor, así como el precio (a  mayor potencia del compresor, más cara es la heladera), y el tiempo de preparación es de como mínimo 45 minutos desde que se introducen los ingredientes. A cambio, el proceso es más sencillo y el resultado es más cremoso y más profesional, y se puede repetir el proceso con frecuencia al no tener que introducir el recipiente en el congelador durante horas. Además se puede consumir inmediatamente con una textura perfecta, no es necesario meterlo en el congelador unas horas. Estas heladeras tienen una práctica pantalla LCD que muestra el tiempo de elaboración y la temperatura.

Este tipo de heladeras es para ti si te gusta hacer helados o sorbetes caseros con frecuencia, o no te importa pagar un poco más por un producto más cómodo y un resultado más profesional. Aunque son más caras que las heladeras sin compresor

6. Máquina de Hacer Helados con Compresor

Lo mejor: Fácil de usar y de limpiar.

Lo peor:  Al usar un compresor, pude que sea un poco ruidosa.