La piel, con el paso del tiempo, va perdiendo elasticidad. No estamos diciendo ninguna novedad, pero es importante tener claro que esta es la causa de la formación de arrugas. Envejecer es un proceso al que ninguno de nosotros podemos escapar. Tú puedes decidir que la forma de paliar los efectos del tiempo en tu cara se produzca de forma natural, y para eso nada mejor que las cremas antiedad. Sin desmerecer las buenas –y costosas- operaciones de estética o los logrados efectos de la inyección de bótox o de colágeno, nada te dará tanta luz en tu expresión como una buena crema antiarrugas.

Las cremas antiarrugas son las únicas que te permitirán seguir siendo tú mismo, que no te cambiarán la expresión, que no te dejarán un rictus difícil de describir. Cuántas veces, cuando ves a alguien después de mucho tiempo, te preguntas qué se ha hecho en la cara. Créeme que jamás te vas a cuestionar eso si lo que ha hecho es aplicarse crema antiedad cotidianamente.

La pérdida de elasticidad debido a la edad tiene, fundamentalmente, un origen en la falta de hidratación natural. Por eso, las cremas antiarrugas llevan consigo una buena dosis de productos hidratantes. Su uso diario recuperará paulatinamente el agua necesaria para que la piel vuelva a ser flexible.

A la hora de elegir tu crema, entre otros muchos factores, tienes que tener en cuenta que entre los componentes no haya productos tóxicos como parabenos. ¿Qué son los parabenos? Son productos químicos que se añaden como conservantes a muchos productos de belleza. Su uso diario puede perjudicar seriamente tu salud corporal.

También es importante saber que no todos tenemos el mismo tipo de piel, por lo que una buena crema no tiene por qué ser efectiva para todo el mundo. La proporción de agua de nuestra epidermis, que es la capa externa de nuestra piel, está en torno al 15%. Si tiene menos del 10% estamos ante una piel seca y tenemos que hidratarla en mayor medida, por ejemplo.

¿Cómo se aplica una crema antiarrugas? No se trata solo de coger el bote, coger un poco de crema y esparcirla sobre tu piel sin ninguna preparación. Lo primero es limpiar la piel y secarla con los productos adecuados. Siempre la aplicación debe hacerse en el sentido contrario al de las arrugas y, por supuesto, con mucho cuidado cuando llegamos a la zona de los ojos. No está de más que la aplicación vaya acompañada de masajes.

Según los expertos, una buena crema antiarrugas puede llegar a retrasar el envejecimiento de la piel una media de 10 años, pero no por eso te olvides de la prevención. Por ejemplo, el fotoenvejecimiento es un factor que incide mucho en cómo envejece nuestra dermis. Las prolongadas exposiciones al sol son perjudiciales, sobre todo en verano y primavera, cuando la incidencia de los rayos es más directa.

En la etapa previa a la de la necesidad de utilizar cremas antiarrugas, no dejes de aplicarte crema hidratante, de liberar la piel de células muertas con peeling, y de alimentarte con una dieta rica en antioxidantes.

Nunca olvides que saber envejecer es magnífico, pero si lo podemos disimular un poquito, siempre de forma natural, es más maravilloso aún. Para ello, hoy te proponemos las 6 mejores cremas antiarrugas recomendadas por los expertos.

Crema antiarrugas Nezeni

La podemos encuadrar entre las cremas rellenadoras de arrugas, lo cual le confiere un estatus superior. Muchas veces, menos es más, y este es un muy buen ejemplo. Esta crema tiene menos de 25 ingredientes. La forma de su envase, muy diferente a los que estamos acostumbrados a ver en el mercado, no es casual. Cuanto más naturales son los elementos y menos conservantes tienen, más cerrados tienen que ser los envases, porque si no se contaminarían muy fácilmente y se echarían a perder. Se puede utilizar en cualquier momento del día y es apta tanto para hombres como para mujeres.

Nezeni

Compra aquí Crema

Crema antiarrugas Lancome Rénergie

Infaltable en todos los ránkings elaborados por dermatólogos y otros expertos. Se trata de una crema de día con un efecto lifting e iluminador instantáneo, protección solar SPF15 y una tecnología Multi-Tensión, indicada para todo tipo de pieles. Para conseguir estos resultados utiliza activos tan potentes como el ácido hialurónico, péptidos, o extractos botánicos antioxidantes.

Lancome Rénergie

Compra aquí Crema

Crema antiarrugas Diadermine Día

Diadermine ha actualizado su crema antiarrugas reafirmante. Su doble acción ejerce un efecto lifting duradero y reafirma intensamente la piel madura. Tiene varios activos antienvejecimiento importantes, como el ácido hialurónico y varios antioxidantes, además de proteínas de soja. También incluye colágeno, que no deja de ser otra proteína, y que reafirmará tu piel. Su bajo precio es una gran ventaja diferencial.

Diadermine Día

Compra aquí Crema

Crema antiarrugas Garnier Ultra Lift

Corrige las manchas de la piel, y cuenta con protección solar y el principio activo pro-retinol. No contiene parabenos ni derivados del petróleo. Incluye derivados de plantas y un derivado del retinol, el pro-retinol, que es una forma de vitamina A para ayudar a estimular la producción de colágeno. Es muy fácil de extender y de rápida absorción. Igual que la anterior, su precio es considerablemente bajo.

Garnier Ultra Lift

Compra aquí Crema

Crema antiarrugas Nivea Q10 Power

Un clásico de cremas hidratantes y antiarrugas. Esta crema de día incluye Q10, creatina, ácido hialurónico y protección solar SPF15. El segundo ingrediente que más proporción tiene, después del agua, es Cyclomethicone, una silicona de las muchas que lleva, que produce la sensación de hidratación y ayuda a retener el agua endógena. También contiene methylpropanediol, gracias al que se consigue una piel más suave. Los activos anti-vejecimiento son el ubiquinone, creatina y fucus vesiculosus extract.

Nivea Q10

Compra aquí Crema