Este jueves se emitió el programa Dónde estabas entonces, de Ana Pastor, relativo al año 1997. Con la vista puesta en el 8M, el espacio tocó a en profundidad el asunto de la Mujer. “Nos quedaba todavía un largo camino”, dijo Pastor, ya que el machismo “se colaba en nuestras vidas”.

Para ejemplificar dicha afirmación, se emitieron varios cortes de distintos programas. En uno de ellos, un hombre contaba un chiste que decía: “Mi mujer se sabe pintar sola. Lo que hace falta es colgarla”.

Además, un grupo canta una canción que dice: “Al llegar a casa tras un largo día de trapicheo, esa mujer cruel no tenía listo el papeo. Y la tuve que matar”. Y añade: “Solo porque la cosí a navajazos me llaman mala persona”.

Se trata de un fragmento cantado con ironía, pero evidencia lo impregnada de machismo que estaba la sociedad.

Asimismo, un maltratador se justifica: “Le di un par de tortazos y digo la verdad. Yo no me escondo. Abandonar su casa, a sus hijos y a mí. Por mucho daño que dice que yo la haya hecho, una madre lo aguanta todo”.