La confianza de los consumidores ha aumentado en 8,7 puntos en noviembre respecto al mes anterior por una mejor percepción de la situación actual. Sin embargo, si se compara con noviembre de 2015 la evolución es negativa, ya que cae en 5,2 puntos.

Según el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), el Indicador de Confianza del Consumidor (ICC) de noviembre se situó en 99,4 puntos, 8,7 puntos por encima del dato del mes anterior, debido al incremento de la valoración de la situación actual (5,9 puntos más) y al crecimiento del índice de expectativas (11,5 puntos más).

Cae respecto a noviembre pasado
Respecto a noviembre de 2015, la evolución es negativa, pues la confianza ha caído 5,2 puntos, consecuencia de una menor valoración de la situación actual (5,7 puntos) como de las expectativas (4,7 puntos).

La encuesta del CIS fija el índice de valoración de la situación actual en noviembre en 88,5 puntos, lo que atribuye a una mejor valoración de la situación económica (10,3 puntos más) y del mercado de trabajo (9,1 puntos más). El dato, sin embargo, es negativo, teniendo en cuenta que si el ICC queda por encima de 100, indica una percepción positiva de los consumidores y que si se sitúa por debajo de 100, releja una percepción negativa.

Tres de cada 10 cree que está peor
La valoración de la situación actual de los hogares retrocede 1,6 puntos. Más de 3 de cada 10 ciudadanos consideran que la situación actual de la economía es peor que en los últimos seis meses. La peor percepción de la situación económica se fundamenta en el aumento del número de españoles que reconoce llegar justo a fin de mes, un 44,9 %. El 18% asegura que 
ha tenido que recurrir a sus ahorros o, incluso, contraer deudas.

En cuanto a la situación del empleo, el 12,5 % cree que la situación económica actual de su hogar es mejor que hace seis meses, por la incorporación de algún miembro al mercado laboral, mientras que el 24,4 % dice que está peor, por el incremento de los precios o por la falta de trabajo.

Según el CIS, el 35,1 % de los encuestados afirma que ninguna persona en su entorno está desempleado, aunque el 72,9 % añade que la situación para encontrar un puesto de trabajo es igual o peor que hace seis meses.

En lo que respecta al futuro, el 41,7 % confía en que el empleo mejorará en los próximos seis meses frente al 30,3% que piensa que se comportará peor. Sobre la posibilidad de ahorrar, el 59,9% opina que se mantendrá igual que ahora; el 15 %, que será mayor; y el 23,8 %, que será peor. 

El 41,1 % de los entrevistados piensa que la situación económica de España irá a mejor frente al 24 % que considera que será igual, y el 30,1 % que será peor.