Economía


Bruselas da el primer paso para acabar con el geobloqueo en la UE

El Parlamento Europeo elimina las barreras a las compras en línea transfronterizas, pero no aún para el contenido con derechos de autor

Mié, 28 Feb 2018

A partir de este año, los consumidores de toda Europa tendrán acceso sin restricciones a productos de países diferentes al suyo y que hasta ahora estaban vetados por el conocido como geogloqueo.

Las nuevas reglas firmadas por el Parlamento Europeo prohibirán esta práctica para los compradores que navegan por sitios web en otro país de la UE, para permitirles elegir desde qué sitio web compran productos o servicios, sin ser bloqueados o redirigidos automáticamente a otro sitio web debido a su nacionalidad, lugar de residencia o incluso su ubicación temporal.

El acuerdo sobre las normas de bloqueo geográfico deberá ser ahora formalmente aprobado por el Consejo, tras lo que las nuevas normas serán aplicables nueve meses después de su publicación en el Diario Oficial de la UE, es decir, antes de finales de 2018.

Así, los consumidores europeos podrán adquirir de forma más fácil productos, reservas de hoteles, alquiler de automóviles, festivales de música o entradas para parques de atracciones en la Unión estén en el país miembro que estén.

“Esta nueva ley de la UE sobre geoblocking es un paso importante hacia un mercado único digital aún más competitivo e integrado, tanto para los consumidores como para los comerciantes. También representa otro hito en la lucha contra la discriminación de los consumidores en función de su nacionalidad o lugar de residencia, que nunca debería tener lugar en nuestra Europa unida”, ha dicho el diputado polaco Róża Thun.

Los operadores de internet deberán tratar a los compradores en línea de otro país de la UE de la misma manera que a los locales, es decir, otorgarles acceso a los mismos precios o condiciones de venta, cuando:

  • Comprar bienes (por ejemplo, electrodomésticos, productos electrónicos, ropa) que se entregan a un estado miembro al que el comerciante ofrece la entrega en sus condiciones generales, o se recogen en un lugar acordado por ambas partes en un país de la UE en el que el comerciante ofrece dicha opción (los comerciantes no tendrían que realizar entregas en todos los países de la UE, pero los compradores deberían tener la opción de recoger el paquete en un lugar acordado con el comerciante).
  • Recibir servicios suministrados electrónicamente no protegidos por derechos de autor, como servicios en la nube, firewalls, almacenamiento de datos, alojamiento de sitios web.
  • Comprar un servicio que se suministra en las instalaciones del comerciante o en un lugar físico donde opera el comerciante, por ejemplo, estadías en hoteles, eventos deportivos, alquiler de automóviles, festivales de música o boletos para parques de atracciones.

También se prohibirá tratar a los compradores de forma diferente según el lugar de emisión de una tarjeta de crédito o débito. Si bien las empresas son libres de aceptar cualquier forma de pago que quieran, no pueden discriminar dentro de una marca de pago específica en función de la nacionalidad.

Contenido protegido por derechos de autor excluido por ahora

El contenido digital con derechos de autor, como libros electrónicos, música descargable o juegos en línea, no estará cubierto por las nuevas reglas por el momento. Sin embargo, la Comisión Europea debe evaluar dentro de los dos años posteriores a la entrada en vigor del reglamento si la prohibición de geobloqueo debería ampliarse para incluir dicho contenido, así como los servicios audiovisuales y de transporte, que también están actualmente excluidos.

Tras el aumento de las compras en línea

El 63% de los sitios web no permite que los compradores compren en otro país de la UE, según los hallazgos de un estudio de "compras misteriosas" llevado a cabo por la Comisión. Para bienes tangibles, el bloqueo geográfico fue mayor para los electrodomésticos (86%), mientras que para los servicios fue para reservas en línea del sector de ocio fuera de línea, como entradas para eventos deportivos (40%).

Los consumidores de la UE muestran una creciente demanda de compras en línea transfronterizas . En los últimos diez años, la proporción de europeos que compran en línea casi se ha duplicado.

Presentado como parte del Mercado Único Digital, la reglamentación para poner fin al bloqueo geográfico injustificado se incluyó en el paquete de comercio electrónico, junto con la legislación sobre servicios transfronterizos de envío de paquetes , para ser votado en el plenario en marzo de 2018, y una ley para reforzar la aplicación de los derechos de los consumidores , que ya fue aprobado por el Parlamento en noviembre de 2017.