Economía
Pensiones

Errores "a la baja" en el cálculo de las pensiones

La Confederación Intersindical Gallega ha trasladado el caso al INSS, que reconoce el problema, pero “no garantiza soluciones”

757
Sáb, 13 Ene 2018

La Confederación Intersindical Gallega (CIG) ha alertado de que se están produciendo errores en el cálculo de las pensiones y ha reclamado que se revise el sistema.

La agrupación ya ha trasladado el caso al Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), cuyos responsables han reconocido la existencia de “problemas en el programa informático utilizado para determinar la cuantía de las prestaciones”. Sin embargo, denuncia la CIG, “no han explicado la manera en la que tienen pensado garantizar que no vuelvan a producirse fallos”.

Los errores que ha constatado la Confederación afectan a la provincia de Pontevedra y provocan una reducción de los ingresos que reciben las personas jubiladas, ya que las bases de cotización de la Tesorería General de la Seguridad Social (TGSS) no coinciden con las bases reguladoras del cálculo que hace el INSS. El problema se ha puesto sobre la mesa tanto en la comisión ejecutiva provincial como a nivel estatal, en el consejo general del INSS, y aunque “los dos organismos han reconocido la existencia de fallos, no han aclarado cómo se van a evitar de cara al futuro”, subrayan desde la CIG.

“El propio director provincial de la TGSS”, destacan, “ha segurado que 'la incidencia deriva de las reglas de gestión, filtros y controles que tiene implementados el programa ALFA para el cálculo de las pensiones' y que se revisarían los casos aportados por la Confederación Intersindical”.

En este sentido, afirman, “ha indicado que los problemas se pueden revisar y subsanar a través de la persona que realizó el trámite de reconocimiento de la pensión o en la fase de reclamación previa”.

En términos similares se ha manifestado el secretario de Estado de la Seguridad Social a través de la directora general del INSS. Aunque también han reconocido los fallos, han intentado restarles importancia, aludiendo al hecho de que se detectaron pocos casos y que la cantidad que se reduce es pequeña.

La CIG considera especialmente grave la actitud “irresponsable” de las personas y organismos encargados de tramitar “unas pensiones públicas cuyas cuantías son, en la mayor parte de los casos, miserables y que, debido a estos desfases, todavía se reducen más”. “A las ya pequeñas de por sí prestaciones, se suma ahora un hecho que tiende a redondearlas a la baja, porque, curiosamente, siempre se equivocan a la baja”, insisten.

Reducción fraudulenta

Aunque los casos denunciados corresponden a la provincia de Pontevedra, porque fue donde se revisaron los expedientes, la CIG no descarta que se estén produciendo errores también en otras provincias. Del mismo modo, advierte de que las cantidades que han dejado de ingresar los cotizantes afectados “son bajas, pero sumadas, suponen una cifra importante”.

En un primer momento, la Confederación llegó a sospechar, incluso, “que pudiera tratarse de un nuevo mecanismo del Gobierno español para reducir de forma fraudulaneta las depauperadas pensiones públicas gallegas, que, año tras año se sitúan entre las más bajas del Estado, y que continuarán cayendo a consecuencia de las reformas impuestas por el PP, la de 2013 y la que está tramitando en la actualidad”.

El primer error, hace tres años

El primer error que detectado por la CIG se produjo hace tres años, cuando, durante la revisión de un expediente, los servicios jurídicos de la Unión Local de la CIG de Porriño encontraron diferencias importantes entre las cantidades que figuragan en el informe de la Tesorería y las recogidas en la resolución final del INSS. A ese fallo se han ido sumando en el tiempo muchos otros con deficiencias similares.