Burbuja especulativa


Una burbuja especulativa hace referencia a una situación del mercado económico por la que el precio de un determinado activo aumenta de manera desproporcionada y atípica y se aleja de su precio real. Este fenómeno, también llamado burbuja financiera, es el resultado más palpable de la especulación en los mercados. Cuando el activo adquiere un precio realmente desorbitado, después de continuas subidas y de la llegada de más inversores interesados, la burbuja estalla. Los precios caen de manera brusca por debajo, incluso, de los valores recomendados para el activo en cuestión.

A lo largo de la historia, se han producido importantes estallidos económicos que han hecho tambalearse no solo al sector en el que se desarrollaron sino al resto del mercado. Las más conocidas son: la Crisis de los Tulipanes, el Crack de 29 o la burbuja de las “puntocom”.

Ejemplo:

En ellas se refleja que varios miembros de la FED temen que la actual política del banco central de EE.UU. de inyectar dinero en cantidades ingentes pueda ser contraproducente y acabe creando otra burbuja especulativa. Y ya sabemos que las burbujas acaban estallando provocando la tragedia (millones de parados y empobrecimiento de la población)”.

La crisis de las empresas ‘puntocom’ en 1999, comenzó tras el colapso generalizado y la desvaloración económica de ciertas compañías que operaban en Internet, por la desconfianza generalizada en los mercados de valores, después de una rápida valorización en Bolsa. La especulación, la gran disponibilidad de capital de riesgo, junto con la ausencia de un plan de negocios claro, generó el colapso múltiple: se pinchó la burbuja”.

Causas de la burbuja especulativa

Aunque el comportamiento del mercado es imprevisible, los expertos aseguran que su funcionamiento es cíclico. Las burbujas especulativas pueden afectar a cualquier sector de la economía, desde el inmobiliario hasta el de las tecnologías. En este sentido, además de la mera especulación (por conseguir más dinero) una burbuja económica también puede darse por la aparición de nuevas modas o tendencias.  

Muchos economistas explican la aparición y existencia de estas burbujas financieras a través de la “teoría del más tonto”. Según esta ley [no escrita y no demostrada], el aumento de los precios se produce en un momento de euforia en el que los inversores creen que pueden colocar los activos a un precio todavía mayor. Las compraventas pasan de unos a otros, mientras el valor se dispara, hasta que llega al “último tonto”, aquel que no encuentra a nadie a quien colocarle al activo por un precio superior al que lo compró (ni siquiera al mismo precio). En este momento, estalla la burbuja.

Fases de una burbuja especulativa

  1. Planteamiento
  2. Despegue
  3. Exuberancia
  4. Etapa crítica
  5. Estallido

1



Noticias relacionadas