"Hoy voy a hablar de gilipollas. Los que hablan de sí mismo en tercera persona; los que, para salir del parking a la hora de meter el ticket, tienen que salir del coche; los que llevan camisetas con chistes, los que hablan con las plantas, los que visten a los perros. Y además se merecen la muerte”. O “el presentador éste que dice ‘casualidad’. O al menos en el anuncio lo parece”. Estas fueron las palabras del humorista Ernesto Sevilla que destaparon la polémica al hacer una clara alusión al presentador Javier Cárdenas.

Aunque las palabras no eran más que parte de un monólogo, Cárdenas se sintió insultado y agredido. Dos días después, podría parecer que las aguas iban a volver a su cauce, que el enfrentamiento iba a terminar con las disculpas del humorista.

Pues bien, esas disculpas han llegado, aunque con matices. Se podría decir que es un perdón a medias en el que el humorista aclara que, al no conocer de nada a Cárdenas, no puede decir que sea un gilipollas, pero sí que su actitud en el anuncio de televisión en el que se repite hasta la saciedad la expresión “casualidad” era “parodiable”.

“Se promocionaba la película #noculpesalkarmadeloquetepasaporgilipollas, con lo que el concepto de "gilipollas" estaba sobre la mesa. Y yo me quise referir a la imagen que da Cárdenas en ese anuncio, el de ‘es casualidad’ que si me parece parodiable y me hace gracia. Me hace gracia ESE ANUNCIO, nada más. Al intentar unir estas dos cosas surgió ese chiste”, ha explicado en un mensaje publicado en su cuenta de Instagram.

Desde su papel de humorista, asegura que su única intención es hacer reír y si con sus chistes y parodias alguien se siente atacado, él pedirá disculpas. Y eso es lo que ha hecho con Cárdenas. Y, ya de paso, también ha querido hacerlo con el resto de colectivos o personas contra las que arremetía en su monólogo. 

“Por cierto, tampoco me parecen gilipollas la gente que habla con las plantas y tampoco creo que la gente que viste a sus perros se merezcan morir. Mis disculpas a ellos también”, ha sentenciado añadiendo un toque de ironía.

Este es el mensaje íntegro de disculpas de Ernesto Sevilla:

Hola amigos ! Después del follón de estos días quiero aclarar algo: Lo que dije era solo una broma como todo lo que digo habitualmente en #elhormiguero. Bromas que,por cierto ,Pablo Motos no conoce hasta que las digo en directo. En esta ocasión se promocionaba la película #noculpesalkarmadeloquetepasaporgilipollas , con lo que el concepto de "gilipollas" estaba sobre la mesa. Y yo me quise referir a la imagen que da Cárdenas en ese anuncio, el de "es casualidad" que si me parece parodiable y me hace gracia. Me hace gracia ESE ANUNCIO, nada más. Al intentar unir estas dos cosas surgió ese chiste.No conozco a Cárdenas de nada y , desde luego, no me ha hecho nada malo. Repito, soy humorista y mi única intención es hacer reír y si al final no es así debo pedir disculpas. Por cierto, tampoco me parecen gilipollas la gente que habla con las plantas y tampoco creo que la gente que viste a sus perros se merezcan morir. Mis disculpas a ellos también.

Una foto publicada por Ernesto Sevilla (@ernestosevillaoficial) el